Despliega el menú
Real Zaragoza
Suscríbete

Real Zaragoza

Plantilla corta para la salvación

Lo comido por lo servido, el Real Zaragoza cerró el mercado invernal desoyendo la petición de su técnico de sumar efectivos.

Aranda, nuevo delantero zaragocista
Aranda, nuevo delantero zaragocista

Pablo Álvarez fue la única incorporación que el Real Zaragoza pudo cerrar el último día del mercado invernal. Ahogado por la ley concursal y con cierta mala fama en el mundo del fútbol, el cuadro aragonés ha configurado una plantilla alejada de las peticiones públicas de su entrenador, con solo 21 fichas sin contar a Meira.

A su llegada al banquillo aragonés, el técnico de Arahal demandó la llegada de jugadores para reforzar, especialmente, la defensa. En el ambiente, la idea de que la nómina de jugadores blanquillos era demasiado corta como para poder tener capacidad de reacción. “Necesitamos efectivos, aunque sea por una cuestión numérica”, se cansó de repetir el de Arahal cada vez que fue preguntado por el tema. Sin embargo, desde la entidad blanquilla no han podido atender sus requerimientos. Probablemente, consciente de esta realidad no dudó en cambiar su discurso hace unas semanas. “Por mi parte no habrá ninguna escusa, soy consciente de la difícil situación por la que pasa el club”, aseguró.

En verano, la construcción de la plantilla fue amorfa y, según se ha visto, mejorable. El mejor ejemplo de esta realidad la ha traído el alta de Obradovic. Con el serbio, el equipo cuenta en cartera con tres laterales izquierdos. Los cuales, por cierto, han llegado a coincidir sobre el verde en dos partidos. Gracias a la adquisición de Álvarez, el míster sevillano ahora cuenta también con un homólogo en la derecha. El argentino, que goza de pasaporte español, además puede rendir en el centro de la zaga. Polivalencia que, en cierta manera, responde a la otra exigencia planteada por el entrenador zaragocista. Dos en uno, soluciones de tiempos precarios.

Por lo demás, prácticamente las operaciones del Real Zaragoza en el zoco han venido a solucionar las salidas que ha tenido. A efectos prácticos, solo el recuperado Obradovic supone una novedad. Álvarez por Juárez, Dujmovic por Meira, que parece haber disputado ya su último partido con el león rampante, Apoño por Ponzio y Aranda por Brauilio. Ni delantero goleador, ni central extra. Salvo alguna incursión de última hora en el mercado de los jugadores sin equipo, Jiménez ya tiene ante sí toda la cera que puede hacer arder.

Etiquetas