Despliega el menú
Real Zaragoza

"Este partido nos abre muchas puertas para lograr nuestros objetivos"

El entrenador del Real Zaragoza analiza el estado de su equipo antes del partido contra el Albacete.

Popovic, durante un entrenamiento del Real Zaragoza
Popovic, durante un entrenamiento del Real Zaragoza
O. Duch

Con solo seis partidos para que acabe la liga regular de Segunda División y sin ningún margen de error, Popovic y su Real Zaragoza se juegan la última plaza del 'play off' en un puñado de jornadas. La primera está a la vuelta de la esquina, este domingo, cuando los blanquillos reciben al Albacete. "Es importantísimo ganar este partido; nos abre muchas puertas para lograr nuestros objetivos", ha asegurado el entrenador serbio.

Popovic también ha destacado que es importante que el equipo genere "ocasiones de gol e intente convertirlas, aunque lo que deseo es que logremos uno más que el contrario. Vamos a intentar a hacer lo que hemos intentado siempre, que es tener el balón en nuestra posesión y jugar en el campo contrario.". El técnico ha insistido en la trascendencia del duelo, aunque cree que "no tiene que suponer una presión, pero sí una motivación". En este mismo sentido, Popovic ha indicado que los tres puntos deben suponer "un empuje para el equipo".

El entrenador, además, regresará al banquillo después de cuatro semanas viviendo el fútbol desde la grada debido a la sanción. "Desde abajo siempre se ven las cosas mejor que desde arriba", ha asegurado el entrenador, quien no ha querido despejar las dudas sobre la alineación en la defensa ni ha confirmado si jugará Rubén o lo hará Mario: "Quien llegue en mejores condiciones va a jugar".

Lo que sí ha reconocido Popovic es que varios jugadores no están al nivel físico que a él le gustaría: "Basha no está al cien por cien, Natxo Insa no está al cien por cien, pero están cerca. Ni Rubén, ni Mario, ni Basha, ni Natxo Insa pueden estar igual que Dorca, José Fernández o Cabrera. Podrían aguantar todo el partido, pero si tenemos otras opciones igual es mejor no hacer eso". 

El entrenador, además, ha advertido sobre el peligro de su próximo rival. "El Albacete es un equipo que juega muy bien, sobre todo arriba. No hay que olvidar que acaba de ganar al Valladolid y a Las Palmas. No tenemos miedo, pero sí respeto. Nos estamos preparando bien para hacer un partido serio. Es un partido dificilísimo y si lo encaramos de buena manera, va a ser más fácil. Tomándolo de otra manera, difícil", ha asegurado un Popovic precavido.

Además, el serbio ha reconocido que, durante el entrenamiento, ha visto alguna cosa que no le ha gustado y que está intentando corregir. "Faltaba fluidez en el toque de balón. Hemos cometido algunos fallos que no podemos tener. Por eso entrenamos igual que en un partido, porque si no, no salen las cosas igual. No quiero que se relajen", ha indicado, antes de confirmar que todavía no va a convocar a Eldin: "Para este partido era demasiado pronto. Vamos a esperar una semana más para ver cómo evoluciona".

Etiquetas