Despliega el menú
Real Zaragoza

La Fundación y la AEAT alcanzan un principio de acuerdo para la viabilidad del Real Zaragoza

La Agencia Tributaria (AEAT) exige el pago anticipado del 20 por ciento de los aplazamientos económicos. La Fundación Zaragoza 2032 aportará 9 millones en los próximos tres años para el sostenimiento de la entidad.

Un momento de una de las juntas de accionistas del Real Zaragoza.
La Fundación y la AEAT alcanzan un principio de acuerdo para la viabilidad del Real Zaragoza
Oliver Duch

Máximo criterio de exigencia por parte de la Agencia Tributaria hacia el Real Zaragoza. La Fundación Zaragoza 2032 está a punto de cerrar un acuerdo con la AEAT para garantizar el sostenimiento del club en los próximos tres años. Un compromiso que se ha venido negociando en las últimas semanas y que era imprescindible para evitar que el club entrase en situación de liquidación.

Hacienda, atendiendo a la gestión realizada en la entidad durante los últimos años y a los pagos efectuados (se han abonado un total de 36 millones de euros, de los cuales casi la mitad corresponden a la deuda histórica que la entidad tenía contraída con la AEAT), se muestra dispuesta a revisar algunos aspectos del actual convenio de pagos, eso sí, nunca rebajando la deuda que la entidad deportiva tiene contraída. No está afectado el calendario, que sigue siendo el mismo, pero sí se modifica el modo de abonar algunas cantidades que no fueron satisfechas en su momento por la anterior directiva.

La AEAT, que insiste en la obligación de que abonen las cantidades adeudadas, considera que la solvencia de la Fundación 2032 permite un nuevo acuerdo de pagos.

Las negociaciones, de las que han formado parte Fernando de Yarza, Juan Forcén y César Alierta en representación de la Fundación Zaragoza 2032, no están por completo cerradas y quedan pendientes de un compromiso definitivo.

Si todo transcurre por los cauces previstos, este acuerdo vital para el Real Zaragoza podría firmarse en las primeras fechas del mes de julio, después de meses de complejas negociaciones en las que ha sido clave para el futuro del club el desempeño de Yarza, Forcén y Alierta.

En atención a los criterios de exigencia que marca la propia Agencia Tributaria, antes de firmarse el acuerdo al que están a punto de llegar las partes, el Real Zaragoza debe adelantar el 20% de los pagos que se modifican para los próximos tres ejercicios. Dicho desembolso debe hacerse efectivo a inicios del próximo mes de julio, con el fin de que en días posteriores pueda hacerse firme el acuerdo.

Por otra parte, la Fundación Zaragoza 2032 tiene previsto realizar una aportación de 9 millones de euros en las próximas tres temporadas en beneficio del Real Zaragoza. La crítica situación económica por la que atraviesa el club convierte a este montante en un balón de oxígeno para las cuentas de la entidad, cuyos flujos de caja parten cada temporada con un severo déficit.

Esta cuantía garantiza el sostenimiento del club en Segunda División, a la vez que podría, siempre y cuando la Liga de Fútbol Profesional (LFP) así lo entienda oportuno, elevar el techo de gasto de cara a conformar la próxima plantilla.

Según los borradores de control económico de la LFP, el techo de gasto en jugadores para el Zaragoza está ahora entre los más bajos de la categoría, situación que podría verse mejorada.

La Fundación Zaragoza 2032 ya realizó el pasado mes de abril una aportación económica de varios millones que permitió el pago de salarios y de las obligaciones corrientes con Hacienda.

Conviene recordar, en este sentido, que el Real Zaragoza se encuentra, desde la llegada de la Fundación al accionariado del club, al corriente con Hacienda, un hecho que ha sido tomado en consideración por los negociadores de la AEAT para acercar posturas en relación a los modos de efectuar los pagos de la denominada deuda histórica.

La AEAT no rebaja sus exigencias tributarias ni en la cantidad global ni en los plazos y habría insistido, en todo caso, en la obligación de continuar en esta línea de máximo compromiso en las obligaciones fiscales del Real Zaragoza, algo que la Fundación ha asumido con idéntica responsabilidad.

Etiquetas
Comentarios