Despliega el menú
Real Zaragoza

Valentín, alternativa de 'músculo' para suplir a Bedia en Reus

El canario ha sido utilizado por Láinez, en los ratos donde lo ha alineado, mayormente como centrocampista defensivo.

Jesús Valentín, en el centro junto a Isaac, protege a Lanzarote en un rifirrafe con el mallorquinista Brandon en los últimos minutos del partido de hace 20 días frente a los baleares en La Romareda.
Jesús Valentín, en el centro junto a Isaac, protege a Lanzarote en un rifirrafe con el mallorquinista Brandon en los últimos minutos del partido de hace 20 días frente a los baleares en La Romareda.
Aránzazu Navarro

César Láinez está obligado a cambiar la terna de centrocampistas con la que, en la mayor parte de los minutos de los partidos que ha dirigido al primer equipo desde su debut en Elche el 26 de marzo, ha dado al Real Zaragoza su nuevo perfil en la zona de creación y manejo del juego, tanto en la faceta ofensiva como en la defensiva. En Reus le va a faltar Edu Bedia, sancionado por cinco amarillas (las dos últimas las ha visto como zaragocista, las tres primeras las trajo puestas desde Oviedo en enero).

El cántabro siempre fue titular con Láinez. Junto a Zapater y Javi Ros, en la sala de máquinas del equipo, tanto en Elche, como ante Valladolid, Almería (ahí marcó incluso un gol), Mallorca y Miranda. El último día, frente al Getafe, el técnico zaragozano hizo su primer y único giro táctico en esa vital zona del campo, dando descanso a Ros y metiendo a Cani desde el inicio en ese 'trivote' administrador del juego. Pero Bedia y Zapater, ahí siguieron con sus galones de fijos.

En Reus, junto al incombustible Zapater, se abren las puertas, por lo tanto, a un nuevo diseño de ese eje central del once inicial del Real Zaragoza. Es un partido exigente físicamente, frente a un rival correoso, difícil de acometer ofensivamente en su estadio, un marco pequeño de dimensiones externas (no tanto del terreno de juego), de envoltorio presionante. Un Reus que deja pocos espacios, que desgasta mucho físicamente a los contrincantes, en partidos siempre peleados, con escasos goles, con pocos resquicios para las florituras.

¿Serán Javi Ros y Cani los acompañantes de Zapater? ¿O aparecerá Jesús Valentín, junto a uno de estos dos, para aportar 'músculo' en una noche de prioridades en la fortaleza física?

Este es el primer partido donde el jugador canario parece contar con opciones de ser titular, por fin, bajo la batuta de César Láinez. Jesús Valentín no quiso hacerse ilusiones este jueves, día en el que fue designado portavoz del grupo ante los medios de comunicación. "El míster llegó y está confiando más en otros jugadores. A mí no me queda otra que seguir trabajando, seguir entrenando. He jugado casi todos los días con Láinez, un ratito...", admitió el insular.

El ex del Huesca no es titular desde la noche de Alcorcón, allá por el 19 de febrero (hace casi 3 meses), donde Raúl Agné, el anterior técnico, lo utilizó como defensa central. Y, evidentemente, está ansioso por volver a contar en un once inicial. "La verdad es que no voy a decir que estoy del todo contento, pero bueno...", afirmó cuando se le recordó su escasa presencia en los planes del Real Zaragoza en este ya largo tiempo. "Siempre que pueda ayudar al equipo, está bien. Creo que es bueno tener polivalencia y que el entrenador pueda contar conmigo en varias posiciones. Él me lo ha hecho saber. Y yo le he dicho que, por ayudar al equipo, juego donde quiera", apostilló el de Arona.

"Yo trabajo todos los días con la ilusión de poder jugar los fines de semana. Pero la decisión definitiva la tomará el míster. Si me toca jugar en Reus, lo daré todo", concluyó Jesús Valentín su valoración de la semana, a 72 horas del choque en campo catalán.

El jugador tinerfeño, desde la llegada de Láinez, jugó 12 minutos en Elche en lugar de Zapater; otros 12 minutos frente al Mallorca en el puesto de Javi Ros; 13 minutos más en Miranda de Ebro, sustituyendo de nuevo a Ros; y, finalmente, 13 minutos el sábado pasado frente al Getafe, entrando por el lateral Casado para ponerse como central (José Enrique cayó a la banza izquierda ese rato). Es decir, Láinez no lo utilizó ni frente al Valladolid ni en Almería. Son apenas 50 minutos en 6 partidos. Quizá en Reus, en una sola tacada, pueda casi doblar esa cifra... si finalmente es titular.

Etiquetas
Comentarios