Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

VOLEIBOL

El CAI Teruel se queda en la orilla

El conjunto turolense no puede con un Unicaja Almería que ahora es más líder.

El CAI Teruel se quedó en la orilla en el partido ante el Unicaja Almería. Los de Óscar Novillo iban perdiendo 2-0 ante los almerienses cuando sacaron lo mejor de su repertorio. Empataron, tras ganar el tercer y cuarto set, para poner el miedo en el cuerpo de la afición local. Pero la remontada no pudo ser completa al no saber jugar mejor que su rival los puntos decisivos que dieron el triunfo y dos puntos al actual líder de la competición, mientras que el campeón de la Superliga se fue con derrota, pero con un punto en su casillero y reafirmándose en que están en el buen camino.

En el primer set, los dos equipos estuvieron igualados. Pero Ibán Pérez, ex del CAI Teruel, apareció en el final de la manga para poner los puntos claves y darle el parcial inicial a los almerienses. El 25-22 fue el resultado.

Si la igualdad fue la palabra para definir el primer set, en un grado más superlativo debe ser para la segunda manga. Nadie podía despegarse con la sensación de sentenciar. Todo era intercambio de saques. Nadie hacía efectivo el bloqueo. Ni para montar la contra ni para tomar el punto directo. Con 28-28, el joven Ferrera se puso al saque y asumió galones. Los mismos que están llevando a que nadie piense en la ausencia del internacional Manuel Sevillano. El 30-28 daba el 2-0 y parecía que el partido se quedaría en Almería.

Novillo y los suyos comenzaron a jugar su mejor voleibol cuando el marcador ponía en el luminoso que ya no podían fallar. Se aprovecharon, además, de una relajación local que pensaba que lo difícil estaba hecho y que la victoria no se les podía escapar. Cáceres y Batista ya estaban sueltos en el brazo. Tanto uno como otro eran opciones fiables en ataque para que Hernán pudiera abrir a las puntas antes de que el bloqueo almeriense se pudiese formar. En un abrir y cerrar de ojos, 18-25 y CAI que se metía en el partido.

El cuarto set suponía el poder puntuar en Almería, pasase lo que pasase en un hipotético ´tie-break´. Y el CAI estuvo mucho más fino que su oponente. 21-25 y todo a jugarse a una carta.

En el último, el CAI tiró de orgullo y se colocó 13-12. Ya era demasiado remar. El triunfo se quedó en Almería por 15-13.

Etiquetas