Despliega el menú
Deportes

CAI ARAGÓN

El CAI se fija en el base Riera

Al club le interesa el jugador del Mallorca, que ya coincidió en la isla con Villar y Abós.

Joan Riera, en una de sus visitas al Príncipe Felipe.
El CAI se fija en el base Riera
ESTHER CASAS

La búsqueda de un base seleccionable ha llevado tanto al director deportivo del CAI, Willy Villar, como al entrenador, José Luis Abós, a un viejo conocido para ellos, Joan Riera. El director de juego del Basquet Mallorca ya coincidió en la isla con ambos y es muy del agrado de los responsables deportivos. A sus 30 años, el jugador debutó en la ACB de la mano del Estudiantes en la campaña 2008-09 y la temporada pasada cuajó un buen año de nuevo en tierras mallorquinas. Además, su condición de nacional y el hecho de que su ficha no sea demasiado elevada podrían acercarle al puesto de base reserva del conjunto aragonés.

No es la primera vez que los actuales responsables rojillos se interesan por este director de juego, al que desde la llegada de Willy Villar lo han tenido en el punto de mira. Le conocen bien tanto profesional como personalmente y eso parece que a quienes conformarán la plantilla zaragozana les convence.

Sin haber sido una estrella en la pasada LEB Oro, los números de Riera sí que han sido destacables en un conjunto que no entró en el 'play off'. Sus promedios fueron de 17,3 puntos (con dignos porcentajes de tiro), 1,8 rebotes, 2,9 asistencias, y 4,9 faltas recibidas para 15,8 puntos de valoración en 28 minutos de juego.

A lo largo de su trayectoria sus mejores campañas han sido tanto en el Inca como en el actual Basquet Mallorca. Eso le valió para que el Estudiantes lo contratara mediada la temporada 2008-09, lo que le sirvió para debutar en la ACB. En la elite disputó un total de seis encuentros con una presencia casi testimonial.

A pesar de ello, los responsables deportivos del CAI le ven posibilidades a Riera. De hecho, el técnico José Luis Abós en un análisis que hizo para la página web www.solobasket.com hablaba de los jugadores de la LEB con opciones de entrar en la ACB. Y se refería al base mallorquín diciendo que "es, posiblemente, el mejor jugador de uno contra uno de la liga. Controla muy bien el juego, especialmente en los finales de partido. Muy buen tirador de tres. Fuerza muchas faltas con un alto porcentaje en tiros libres. Líder".

Esas palabras demuestran que el jugador es del agrado del entrenador zaragozano y que a buen seguro que es una de las opciones que baraja para ocupar ese puesto.

La incorporación del balear, que mide 1,88 metros, sería lógico que se produjera siempre y cuando el club consiguiera un primer base de renombre, que acaparara la mayor parte de los minutos, o en el caso de que además de un primer director de juego los rojillos contaran también con algún jugador que pudiera jugar tanto de 'uno' como de 'dos'.

Muchos nombres para el '1'

Uno de los hombres que más cuadraría en ese perfil de base-escolta es Andrés Miso, quien finaliza contrato con el Cajasol de Sevilla y sobre el que el CAI Zaragoza preguntó hace unas semanas. Pero ni él ni Riera son los únicos nombres que han surgido para ocupar la dirección del cuadro aragonés.

Dado que la Dirección Deportiva del club se había fijado como prioridad para este verano el fichar a un base, los rumores y las informaciones acerca de posibles incorporaciones se han repetido desde que concluyó la temporada.

El primero en surgir fue Javi Rodríguez, quien no continuará en el Bilbao Basket, aunque el CAI rápidamente lo negó. Después se confirmó el interés rojillo por Miso, y unos días después surgían otras opciones zaragozanas que pasaban por un base de gran nivel, como el ex rojillo Lionel Chalmers, o una posibilidad de base comunitario con Maxi Stanic.

Ahora le llega el turno a Joan Riera, sin olvidar que la entidad zaragozana todavía puede mantener en el equipo a Pedro Rivero, quien cada vez parece tener menos opciones de continuar.

Y no serán los últimos, ya que con el mercado muy parado y las múltiples posibilidades que se manejan, a buen seguro que hay unos cuantos directores de juego que podrían formar parte del puzzle del CAI.

Etiquetas