Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

CAI ZARAGOZA

Cabezas 'desmonta' al Unicaja

El base del CAI Zaragoza, que no podrá jugar en Málaga, conoce algunas de las claves para ganar al equipo al que ha defendido durante casi toda su carrera.

Cabezas entra a canasta en el partido contra el Lagun Aro.
Cabezas 'desmonta' al Unicaja
ESTHER CASAS

Hace tres meses, cuando llegó a Zaragoza procedente de la fría liga rusa, Carlos Cabezas apuntó una fecha, una ciudad y el nombre de un pabellón en su recién estrenada agenda caísta. El domingo 23 de enero (12.30, Aragón TV) iba a regresar a Málaga, a la cancha Martín Carpena, donde vivió algunos de sus mejores momentos como jugador de baloncesto. Sin embargo, una inoportuna fractura en el metacarpiano de su mano derecha le impedirá jugar ante la que fue su afición durante una década. Aún así, el campeón del mundo viajará con el resto de la plantilla del CAI Zaragoza y asistirá al encuentro contra el Unicaja.

"En la temporada que estuve en el Khimki no tuve la posibilidad de enfrentarme al Unicaja, así que esta era la primera vez que iba a jugar en el Martín Carpena desde que me fui de Málaga", asegura Cabezas, algo decepcionado por perderse el partido. "Pero allí tengo muy buenos amigos, así que viajaré con el resto del equipo y disfrutaré del partido, aunque sea desde fuera de la cancha", reconoce el jugador, quien sigue sintiendo algo por el club en el que se crió.

"Empecé en la cantera, he ganado muchos títulos en Málaga y la posibilidad de jugar allí ha sido lo mejor que me ha pasado en mi carrera", sentencia el base del CAI Zaragoza. Aunque no podrá ayudar a sus compañeros sobre el parqué, su profundo conocimiento del club malagueño puede ser útil a la hora de afrontar el partido. A su juicio, factores como el cambio de entrenador del Unicaja, los problemas físicos de varios jugadores zaragozanos o la reacción del público del Martín Carpena tras una semana agitada pueden ser claves a la hora de conseguir la octava victoria para el equipo aragonés.

 

1 Nuevo ciclo del Unicaja. Tras la destitución de Aíto García Reneses y la llegada de Chus Mateo, comienza un nuevo ciclo para un Unicaja que comenzó la temporada con aires de 'grande', pero que no ha realizado una buena primera vuelta. "Parece que las cosas se han calmando con el fichaje del nuevo entrenador", explica Cabezas, quien sigue en estrecho contacto con el club. "El cambio de técnico siempre motiva. Son partidos peligrosos, ya que el rival puede estar más o menos acertado, pero va a jugar con intensidad. Este partido es muy importante para el Unicaja, sobre todo a nivel mental", asegura el base del CAI, quien ya vivió una situación parecida en el partido de Valencia, cuando Pesic les ganó en su primer partido en el banquillo.

 

2 Un partido de "detalles". En un partido igualado, son los pequeños detalles los que inclinan la balanza hacia uno u otro lado. Así lo asegura Cabezas, quien cree que las opciones de su equipo pasan por llegar vivo al último cuarto. "Será importante aguantar los primeros minutos, ya que ellos van a salir fuertes para marcar su ritmo", explica el malagueño, quien cree que sus compañeros deben "estar concentrados, cuidar cada balón y no dejarles correr", ya que es un equipo que defiende muy bien y en casa siempre se anima.

3 Los líderes del Martín Carpena. "Cuando un equipo no atraviesa un buen momento, los jugadores que más tiempo llevan en el club son los que deben tirar del carro", indica Cabezas, que ve a Berni Rodríguez como el gran líder del Unicaja. "Me consta que físicamente no atraviesa su mejor momento, pero siempre está muy implicado", destaca el malagueño, quien no se olvida del resto de jugadores de su ex equipo. "Tienen gente con mucho talento. Tripkovic es un magnífico tirador de tres, McIntyre ya fue clave en el partido de Zaragoza y Freeland es muy importante en el juego interior y gran parte de los balones de Unicaja pasan por sus manos", analiza Cabezas.

 

4 El factor cancha. El CAI, un equipo al que no le sientan demasiado bien los viajes, se presentará ante un pabellón que necesita una victoria para seguir creyendo. Tras la decepción de quedarse fuera de la Copa, el Unicaja buscará el perdón de una afición que ha vivido una semana algo revuelta. "Debemos esperar un partido muy difícil, con público que estará volcado con su equipo. Seguro que será uno de esos partidos que a un profesional siempre le gusta jugar", concluye Cabezas.

Etiquetas