Deportes
Suscríbete por 1€

deportes tradicionales

Perurena levanta una piedra de 200 kilos con una mano en Aguarón

Inaxio Perurena, hijo del mítico Iñaki Perurena, deslumbró junto a Óscar Villaescusa en la exhibición de deportes tradicionales celebrada el día de San Jorge. 

Inaxio Perurena, levantando a una mano una piedra de 200 kilos.
Inaxio Perurena, en pleno esfuerzo,  levantando a una mano una piedra de 200 kilos el pasado día de San Jorge en Aguarón..
Heraldo

Levantar una piedra de 200 kilos a una mano. Ahí es nada. Después de la parálisis en el deporte tradicional ocasionada por los dos años de pandemia covidiana, Inaxio Perurena, hijo del mítico Iñaki Perurena, levantó el gigantesco pedrusco en la Exhibición de Deporte Tradicional que se celebró en la plaza de toros de Aguarón el pasado sábado, día de San Jorge. En la jornada  participó también el aragonés Óscar Villaescusa, gran dominador actual de la barra aragonesa. Perurena II y Villaescusa son los dos deportistas tradicionales del momento.

Desde los Juegos Olímpicos de Barcelona 92 no se realizaba una exhibición conjunta del deporte tradicional vasco y aragonés. En el gran escaparate del deporte español al mundo del año 92, Samaranch consideró oportuno reunir a Iñaki Perurena y al aragonés Félix Serrano, 17 veces campeón de Aragón de barra. Tres décadas después, de Barcelona a Aguarón, con el municipio zaragozano de la sierra de Algairén como sede del reencuentro.

Perurena y Villaescusa demostraron encontrarse en forma. El 'harrijasotzaile' (harri es piedra, y jaso significa levantar en euskera) de Leiza logró incluso levantar 200 kilos con una mano. La piedra de este levantamiento era cilíndrica. Perurena también levantó una roca esférica de 111 kilos, una marca notable. También se atrevió con un menhir de 250 kilos, una piedra en este caso con forma de paralelepípedo rectangular. Pese a los dos años de inactividad competitiva, el navarro evidenció sus cualidades.

Villaescusa también rayó a un nivel muy notable. El tirador zaragozano lanzó la barra de hierro, de forma cónica, con la boca en forma de bisel, de 7 kilos y 257 gramos, hasta los 18,10 metros. El récord lo sigue poseyendo Antonio Morón, que lanzó la barra hasta los 19,40 metros en 2004. A Villaescusa lo han formado dos grandes tiradores aragoneses: Pascual Banzo (también exinternacional español en lanzamiento de disco), que asistió a la tirada, y el propio Morón.

Óscar Villaescusa maniobra para lanzar.
Óscar Villaescusa maniobra para lanzar.
Heraldo

El tirador aragonés lanzó la barra con un brazal negro en memoria de Benita Gimeno (Gimeno con ge, como los Gimenos de Santa Cruz de Grío), fallecida recientemente. Después de la exhibición, hubo comida en el pabellón de Aguarón, asistiendo al banquete 450 de los 650 habitantes censados en la localidad. Allí comieron también Perurena y Villaescusa, los dos grandes deportistas tradicionales de España del momento. Los dos se ganaron bien ganada la comida. Uno, después de levantar una piedra de 200 kilos a una mano; y el otro, tras lanzar la barra a 18,10 metros. 

Perurena, levantando 250 kilos a dos manos.
Perurena, levantando 225 kilos a dos manos en Aguarón.
Heraldo
Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión