Despliega el menú
Deportes

automovilismo

El ‘bicho’ más rápido

Hamilton pone en pista el Mercedes W11, su argumento para igualarse al récord de mundiales de Schumacher.

Mercedes W11
Mercedes W11
Mercedes

El 'bicho' ha visto la luz. Mercedes mostró a primera hora del día de los enamorados las imágenes renderizadas del nuevo W11, el coche con el que tratarán de lograr su séptimo campeonato consecutivo y con el que Lewis Hamilton tratará de ponerse a la altura del hombre que reinó como nadie, Michael Schumacher.

El monoplaza plateado mostrado en las primeras imágenes, y que como todos cambiará cuando se ponga en la pista de manera real para los test y los primeros grandes premios, cuenta con novedades, escasas pero muy claras hacia los pequeños fallos que hicieron que el año pasado el final de la temporada fuera menos dominador para los alemanes.

Así, a unos 'bargeboards' y unos pontones más estrechos, a imagen de cómo eran los Ferrari del final de 2019, se une un vistoso morro estrecho, similar al que se vio en el McLaren MCL35, pero con un pico más plano y ancho con el que pretenden ganar en los circuitos de velocidad punta lo que perdían con respecto a los coches rojos. El diablo está en los detalles, dicen los ingleses, y el W11 los tiene a patadas, por lo que previsiblemente serán de nuevo los coches referentes después de que ya se hayan visto los nuevos Ferrari y Red Bull.

Para mostrar un poco más de músculo, Mercedes sacó a rodar a sus dos pilotos en Silverstone. Como hizo Red Bull, ellos también aprovecharon su día de presentación para hacer un día de filmación, si bien a diferencia de lo que hicieron en la escuadra de las bebidas energéticas, aquí tuvieron oportunidad tanto Hamilton como Bottas para salir a rodar.

«Más de 1.000 horas de producción y diseño para que llegue al final. Es un arte juntarlo todo, pero uno de los momentos más excitantes del año es ver el trabajo de todo el mundo desplegado. Me siento muy privilegiado por pilotar el W11 y estoy muy agradecido», afirmaba en Twitter un Hamilton que, de momento, no ha renovado con Mercedes y no parece tener prisa para hacerlo.

Empieza la guerra

Tras los primeros kilómetros dados con el W11, Hamilton respondió al deslenguado de Verstappen. El neerlandés afirmó días atrás que él no tenía ningún miedo hacia el hexacampeón y empezó esa batalla dialéctica con la que intentará quebrar la resistencia mental del británico. «Lewis es muy bueno, uno de los mejores, pero no es Dios. Quizás Dios está con él, pero no es Dios. Por supuesto que puedo vencerle, pero depende mucho del coche», dijo el polémico corredor de Red Bull.

A Hamilton no le costó mucho devolvérsela. «Es divertido. Yo siempre hablo sólo en la pista, y veo eso (hablar sobre él) como un signo de debilidad», afirmó. No obstante, el tiempo manda y al hoy gran dominador de la Fórmula 1 le acabarán por jubilar los jóvenes que vienen por detrás. Max Verstappen está al frente de las candidaturas a mandar a su casa al inglés, si bien también está Charles Leclerc, la gran joya de Ferrari, que suele ser más comedido que su enemigo íntimo.

Antes de que Hamilton se vaya (que, a día de hoy, puede ser a final de este mismo 2020), tratará de conseguir el hito que sólo un piloto logró en la historia. Los siete Mundiales de Michael Schumacher están a tiro, si este año se cumplen las previsiones y no hay demasiado movimiento con respecto al año pasado. Lo visto en las presentaciones invita a pensar que será así, pero no será hasta ver los coches en pista durante los test cuando se puedan hacer predicciones reales.

Los ensayos de pretemporada se celebrarán en dos tandas en el circuito de Montmeló. La primera, del 19 al 21 de febrero, servirá más de medida de cómo comienzan todos, aunque la fiabilidad es la justa. Tras los test de 2019, todo el mundo apuntaba a los Ferrari como grandes favoritos y luego pasó lo que pasó.

The new Ferrari Formula One race car is pictured in this handout photo released February 11, 2020. Ferrari Press Office/Handout via REUTERS ATTENTION EDITORS - THIS IMAGE HAS BEEN SUPPLIED BY A THIRD PARTY. THIS IMAGE HAS BEEN SUPPLIED BY A THIRD PARTY. NO RESALES. NO ARCHIVES [[[REUTERS VOCENTO]]]
]
Ferrari

Ferrari se pone a mil para batir a Mercedes

Ferrari se pone a mil para batir a Mercedes. El nuevo SF1000 con el que competirán Sebastian Vettel y Charles Leclerc se presentó en el Teatro Romolo Valli de Reggio Emilia como una evolución del SF90 de 2019.

El alemán Sebastian Vettel y el monegasco Charles Leclerc presentaron este martes en sociedad el Ferrari SF1000, el monoplaza con el que competirán en el Mundial del Fórmula Uno de 2020, en una ceremonia celebrada en el Teatro Romolo Valli de Reggio Emilia, ciudad donde vio la luz por vez primera 'il tricolore' (la bandera nacional italiana) y a unos 30 kilómetros de su sede en Maranello.

El nuevo coche hizo su aparición después de una espectacular introducción, con una orquesta, coro y bailarines de ballet, así como los discursos del director general de Ferrari, Louis Camilleri, y el director de la escudería, Mattia Binotto, frente a un video de la historia de la F1 de Ferrari.

El SF1000, llamado así para celebrar la temporada en el que Ferrari competirá en su gran premio número 1.000 (en Canadá a mediados de junio), es una evolución del SF90 del año pasado, el coche que terminó segundo, por detrás de Mercedes, en la clasificación de constructores.

El rojo sigue predominando en el nuevo Ferrari. Los principales cambios se aprecian en el morro, más puntiagudo y en el que se aprecia un pico de pato más pronunciado. También se ven algunos cambios en la tapa del motor, con un amago de aleta de tiburón que finalmente queda en nada. Pero los grandes cambios deberían venir por dentro.

En Ferrari necesitan definir claramente la situación de sus pilotos para no perder puntos en batallas internas. El año pasado, con menos experiencia y respaldo, ya ganó Charles Leclerc, así que el 2020, con Sebastian Vettel terminando contrato, debería ser el año del monegasco. Pero nunca subestimen el corazón de un campeón como Vettel.

El objetivo es generar más carga aerodinámica para plantar cara a Mercedes y Red Bull, además de conseguir que el coche sea capaz de trabajar de manera consistente en diferentes escenarios.

Red Bull RB16
Red Bull RB16
Red Bull

Red Bull le echa morro para derrotar a Mercedes

Ocurrió con el Haas y con el Ferrari, y volvió a verse con el Red Bull. La estabilidad reglamentaria en este 2020 obligará a los aficionados más avezados a fijarse bien en los detalles si quieren ver diferencias con respecto a los monoplazas del año anterior. El RB16, el nuevo de la escuadra austríaca de las bebidas energéticas, es prácticamente igual que el RB15: lo que ya funciona, para qué tocarlo.

El mejor (o uno de los mejores) chasis de la parrilla de 2019 es casi idéntico al de 2020, al menos en las primeras imágenes de estudio que mostraron públicamente. Como siempre, habrá notables cambios entre este coche y el que se verá la próxima semana en los test, así como en el GP de Australia con el que arrancará la temporada. Esta vez ni siquiera han apostado por la decoración de camuflaje que había sido su seña de identidad en las últimas pretemporadas.

Laterales muy trabajados, alerones afinados, 'badgeboards' estrechos y trasera muy fina para encajar al máximo la unidad de potencia Honda. Sin embargo, no hay año en el que Red Bull no saque la varita mágica y para este 2020 han apostado por un detalle que ha sorprendido a propios y extraños. Son dos hendiduras longitudinales en la punta del morro, de no más de cinco centímetros, con las que conseguirán reconducir el flujo de aire al interior del monoplaza. Conseguir carga aerodinámica en estos fórmula 1 es el gran objetivo de todos los ingenieros, si bien queda por ver si esta solución se mantendrá o la eliminarán para apostar por un diseño más convencional.

En cualquier caso, la evolución mostrada en 2019 ha generado muchas esperanzas entre los aficionados del equipo. Tanto Max Verstappen como Alex Albon acabaron en ascenso la campaña pasada, por lo que las pocas novedades, pero muy afinadas, del RB16, son dignas de mención y atención en el resto de boxes.

Red Bull parte como la gran alternativa a Mercedes y Ferrari. En la pasada temporada se presentaron como los enemigos de los coches de Maranello, toda vez que los alemanes estuvieron hasta la recta final del año en otro nivel. Si en un buen chasis y un buen motor -Honda ya ha despejado los fantasmas de su etapa con McLaren- se monta un piloto fuera de toda duda como Max Verstappen, sus rivales deberán temerle.

MCL35
MCL35
McLaren

El nuevo McLaren McLaren 35 de Sainz y Norris, una oda al minimalismo

La mano de James Key se nota por todas partes. El considerado como el gran diseñador del futuro, responsable de los Fórmula 1 de Toro Rosso que se pusieron incluso a la altura de su hermano mayor de Red Bull, ha creado al cien por cien (se unió en mayo del año pasado) su primer McLaren. Sin ser una revolución, la evolución se nota por todas partes.

Mucho más estrecho, especialmente en el primer tercio del coche, el MCL35 maximiza las grandes ventajas que tenía su precedesor. El apoyo aerodinámico se ganará con aletines laterales nuevos, si bien es en su morro mucho más tubular que el anterior donde ha hecho levantar muchas cejas. Con diferencia, es el más distinto de los tres vistos hasta el momento, y en buena medida de lo que muestren este viernes en Mercedes dependerá el veredicto que le den los expertos.

Una aleta superior mucho más recta, unos 'bargeboards' más trabajados o una suspensión delantera mucho más baja son sólo algunas señas de identidad del trabajo de Key, sobre quien hay puestas muchas esperanzas. No en vano, su mano fue clave para la mejoría vista por el equipo inglés en la segunda parte de la temporada pasada, cuando las primeras evoluciones dieron resultado de manera constatable.

La versatilidad será otra de las armas de este nuevo MCL35. Una de las grandes desventajas del monoplaza del año pasado fueron las dificultades en circuitos de alta velocidad (Spa, Monza.), por lo que el trabajo de Renault será clave. Si la evolución de la unidad de potencia del año anterior da resultados, el chasis no parece que sea un gran problema para sus aspiraciones.

En lo visual, el McLaren MCL35 mantiene el naranja 'papaya' como protagonista casi indistucible, si bien el azul gana protagonismo, merced a los patrocinadores (ocho nuevos, hasta un total 38) que han entrado. Los buenos resultados son el mejor argumento posible ante empresas que quieran invertir, y el aumento de pegatinas en el coche son la mejor muestra de que la fase de mejoría, también desde el punto de vista económico, sigue según el plan previsto.

Etiquetas
Comentarios