Despliega el menú
Deportes

El gol como escasez

?El equipo aragonés, defensa menos goleada de la Segunda División, visita mañana al conjunto balear, cuyo ataque es el segundo menos productivo.

Entrenamiento de los porteros del Real Zaragoza con el preparador del área, Mikel Insausti.
Entrenamiento de los porteros del Real Zaragoza con el preparador del área, Mikel Insausti.
aránzazu navarro

La estadística, las tendencias, los rendimientos, los estilos de juego... Todos estos factores actúan esta vez como demoledor consejero: el Mallorca-Zaragoza será un partido de pocos goles. Los pronósticos en el fútbol hay que tomárselos, no obstante, con cautela. Su material voluble y azaroso abre todas las puertas posibles. Predecir el guión de un partido y su resultado entra dentro de los grandes entretenimientos de este deporte.

Forma parte del espectáculo hasta tal punto que una industria se ha levantado sobre ese ánimo profético: las apuestas. Al acercarse al Mallorca-Zaragoza, uno encuentra pistas de cómo puede desarrollarse la historia del partido: los mallorquines solo han marcado siete goles en once jornadas y los aragoneses solo han encajado siete goles en once jornadas. Un feroz contraste que, pese a todo, va de la mano: los partidos de ambos equipos se mueven en un bajo ritmo goleador, un escenario en el que el Zaragoza se ha movido cómodo y eficiente. Le saca seis puntos a su rival de mañana.

Los de Popovic son el equipo menos goleado de la categoría y el Mallorca el segundo menos goleador (solo el Athletic ha marcado menos, seis tantos). En ambos casos, se observan tanteos escuetos y una amplia presencia del cero. Esta dinámica encaja plenamente con la filosofía y el estilo que está consolidando el Zaragoza. En siete de los partidos del Mallorca esta temporada, hubo como mucho un gol: sus tres victorias han sido por 1-0. Ha empatado dos veces a cero. Y dos de sus derrotas han sido por 1-0 o 0-1.

En el Zaragoza, la cosa no es muy diferente, pero con un sabor más dulce. Sus dos derrotas han sido por 0-1 (contra Osasuna y Córdoba). Ha empatado dos veces a cero (Lugo y Girona). Y ha ganado un partido por 1-0 (Alavés). Además, necesitó de dos penaltis para ganarle 2-0 al Tenerife. Todos conocen ya cómo se comporta el equipo aragonés: en las últimas seis jornadas solo ha encajado un tanto y ha dejado su portería imbatida en cinco choques.

El gol como problema

El problema ofensivo del Mallorca es más agudo que el del Zaragoza. Sus siete goles le ha servido para anotarse 13 puntos, fruto de sus buenas defensas. Esto último le ha permitido encadenar cinco partidos sin perder, ganando sus dos últimos encuentros en Son Moix y empatando tres veces fuera. Está, ahora, en su mejor momento de la temporada. Destaca en sus hábitos los problemas de gol de sus delanteros. Solo Bianchi y el canterano Brando han visto puerta. Cuatro de sus siete goles son de sus mediocentros Abdoul Sissoko (2) y Javi Ros (2). El extremo Arana es el otro anotador de la temporada bermellona.

En las últimas jornadas, el Mallorca se ha apoyado para mantener el tipo en su firmeza defensiva, coronada con el rendimiento de su joven portero, a punto de cumplir 20 años, el alemán Timon Wellenreuther.

El guardameta teutón está cedido por el Schalke 04, club con el que debutó la pasada temporada en Liga de Campeones (2 choques contra el Real Madrid) y jugó ocho partidos en la Bundesliga.

Es uno de los aspirantes al Zamora de la categoría. Bono es el virtual líder con un coeficiente de 0,55 (cinco goles en nueve partidos). El segundo lugar lo ocupa Wellenreuther con 0,77 (7 goles en nueve partidos), acompañado de Remiro (Bilbao Athletic).

Etiquetas
Comentarios