Despliega el menú
Deportes
Suscríbete

Atletismo

Todo preparado para la VI Maratón Internacional de Zaragoza

La prueba fue presentada destacando la transcendencia deportiva y turística para la ciudad. Martín Fiz será 'la liebre' que marque el ritmo a los corredores.

La pasada edición fue un éxito
La pasada edición fue un éxito
HA

"La maratón para una ciudad es algo más que 42 kilómetros y 195 metros. Los atletas que vienen a competir conocen la ciudad, consumen, invierten...", explica Felix Brocate, director general de deportes del Gobierno de Aragón. 

En la mañana del martes, se ha presentado la VI Maratón Internacional de Zaragoza en la sala Alcarria de Ibercaja. En ella se ha detallado las características del circuito, así como, la trascendencia de una prueba de este calado en la ciudad. Al acto han asistido representantes de las instituciones y del deporte. 

La prueba se celebrará el domingo, 30 de septiembre, y el pistoletazo de salida se dará en el Parque José Antonio Labordeta a las 8.30. Además, se celebrará una carrera popular de 10 kilómetros a partir de las 9.15. La organización ha previsto -aunque el plazo de la 10k sigue abierto- que participen alrededor de 2300 corredores, 1000 en el maratón y 1300 en la prueba corta. 

"Se trata de la única maratón en Aragón. Esto muestra lo difícil que es organizar una prueba que provoca que se tenga que cortar el tráfico de la ciudad durante varias horas", explica Javier Hernández, presidente de la Federación Aragonesa de Atletismo. El circuito recorrerá 3 kilómetros por el centro de Zaragoza pasando por la Plaza del Pilar, la Plaza de la Seo, la calle Alfonso y la calle Don Jaime. "Es el circuito que esperan recorrer los atletas que vienen de fuera", explica David Constante, organizador de la prueba.

El circuito de la maratón tiene la peculiaridad de tener un desnivel negativo de 34 metros que lo convierte único en España. "No es mucho lo que se desciende, pero siempre se agradece más bajar que subir", explica riendo. 

Escaparate para la ciudad

"Lo importante es que la ciudad se muestre, que se reivindique", explica Roberto Fernández, consejero de Acción Social y Deportes del Ayuntamiento de Zaragoza. La posibilidad de que exista un "turismo deportivo" hace que la ciudad pueda atraer a más turistas en las próximas ediciones. 

"La maratón es algo básico para muchas ciudades, y lo tiene que ser también para Zaragoza", comenta Brocate, "da a conocer nuestra tierra", prosigue. 

En septiembre, para ser una cita clave en el calendario

Los atletas que compiten en la maratón tienen preparados sus propios calendarios para saber qué carrera correrá y cuándo. Por este motivo, la de Zaragoza ha variado su fecha. El año pasado la competición se celebró en noviembre -“en el día con más viento del año” -.

Sin embargo, esta fecha hace que coincida con otras pruebas de mayor renombre -como la de Valencia o San Sebastián- por lo que la organización ha elegido finales de septiembre para su prueba. “En octubre y noviembre hay muchas pruebas. Queremos que Zaragoza no coincida y así atraer a más corredores”, explica Constante.

Por este motivo, la carrera se adelanta "solo cinco semanas" y se convierte en una de las últimas del calendario de atletismo -que va de 1 de noviembre a 31 de octubre-. Curiosamente, este cambio de fecha hace que Zaragoza se convierta en "la única ciudad que tiene dos maratones en una temporada"

Martin Fiz 'de liebre', Poves en el 10k y sin atletas de relumbrón

La presencia de Martín Fiz será uno de los alicientes de la carrera. El que fuera campeón mundial en 1995 será 'la liebre' -corredor que marca el ritmo de la prueba-. "Me gustaría correr para competir. Pero estoy en buena forma y vengo a disfrutar", explica Fiz. Tras las dificultades que provocó el viento en la pasada edición, el exatleta ha sido precavido: "He mirado la meteorología para este fin de semana", explica entre risas. 

Por otra parte, en esta ocasión la organización ha optado por no invitar a atletas de gran renombre. La presencia de Martín Fiz y el "homenaje olímpico" a Maria José Poves que correrá la prueba de 10 kilómetros, se complementará con atletas aragoneses y nacionales como José Antonio Casajús -campeón de la pasada edición- o Redouan Benarafa.

Presupuesto limitado, pero suficiente. 

Las dificultades económicas que supone una prueba del calibre de una maratón y la apuesta por el corredor popular hace que el dinero procedente de las instituciones -entre un 20 y un 30% menos que en ediciones anteriores- se destine a que “el corredor popular al concluir la maratón diga que ha corrido a gusto, la recomiende y vuelva”, explican desde la organización de la prueba. 

El presupuesto consta de "alrededor de 140.000 euros que da para organizar la maratón como nosotros queremos", explica David Constante. 

Corte de tráfico de 8 a 11.30

"La maratón afectará al tráfico hasta la mitad del recorrido", explica Constante. La segunda parte del trayecto se realizará por la ribera del Ebro sin pasar por ningún puente por lo que el tráfico se restaurará "a partir de las 11.15". 

Etiquetas