Despliega el menú
Comunicación

LA 2

Historia de una bomba humana, en 'Documentos TV'

"Aquellos que van a la Guerra Santa, deberían ser un ejemplo a seguir. Dios está con los que hacen el bien como el movimiento de la Jihad islámica en Palestina". Cada año, centenares de niños palestinos de la Cisjordania ocupada estudian, memorizan y admiran este contundente mensaje y sueñan con convertirse en mártires para su pueblo.

Años después, muchos de ellos se encuentran en cárceles como la de Shikma, cerca de Tel Aviv, donde la mayoría cumple cadena perpetua por terrorismo.

La venganza les mueve. Muchos miembros de las familias luchan de forma activa, ya sea con la Jihad Islámica, Hamas o formando parte de la brigada de los mártires de Al Aqsa. Su objetivo es la liberación de Palestina y la destrucción total de Israel.

Con el título 'Entrar en el Paraíso', Documentos TV nos cuenta la historia de una de esas bombas humanas y los sentimientos que empujan a un joven a morir matando, a cambio de una vida eterna en un Paraíso, donde no se conoce la enfermedad, ni la tristeza y en el que más de setenta vírgenes le esperan.

'Entrar en el Paraíso' muestra el interrogatorio al que fue sometido Mohammed Besharat por las autoridades israelíes y la reconstrucción del atentado fallido.

El dos de agosto de 2001, subió a un autobús donde pensaba inmolarse con una bomba pero el conductor, Munashe Nuriel, se percató y logró salvar la vida de 54 personas: la suya, la de los pasajeros y la del frustrado asesino de sólo dieciséis años.

Etiquetas