Despliega el menú
Comunicación
Suscríbete

TONI DE LA TORRE

"En EE. UU. se tiene mejor concepto del espectador"

Autor de varios libros sobre televisión, ayer visitó el Ámbito Cultural del Corte Inglés, donde ofreció una charla sobre su último trabajo 'Las series que no me dejan dormir'.

Toni de la Torre, ayer, en Zaragoza.
"En EE. UU. se tiene mejor concepto del espectador"
OLIVER DUCH

¿Cuáles son los síntomas de un 'serieadicto'?

Si ves más de cuatro series a la vez, estás esperando a que llegue el próximo capítulo, sabes exactamente en qué punto están las tramas y personajes y que 5x08 significa "temporada 5, capítulo 8", lo eres.

¿La serieadicción sería posible sin internet?

Rotundamente no. La manera de ver las series en internet es totalmente diferente. Hay dos públicos, el que ve las series en internet y el que las ve en la tele. El paradigma y prácticamente el inicio del fenómeno de los 'serieadictos' en internet es 'Perdidos'.

¿Por qué las series de éxito en EE. UU. no cuajan en España?

Esto no solo ocurre en España, sino en otros muchos países. Lo que ocurre es que las cadenas convencionales con la publicidad, las contraprogramaciones, el doblaje y el retraso con respecto a Estados Unidos no pueden competir con internet. El futuro es que la tele permita elegir. La mayoría de las series de éxito estadounidenses que se emiten en España ya las ha visto la gente.

Es un círculo vicioso...

En parte sí. Las cadenas tienden ahora a emitir determinados tipos de serie para determinado tipo de espectador. En España, por ejemplo, tienen éxito las procedimentales, las que giran en torno a la resolución de un caso y terminan en cada capítulo, carecen de trama entre episodios o es muy débil. Ahí están los ejemplos de 'House', 'C.S..I', 'El mentalista'...

Entre las series que le quitan el sueño no hay ninguna española.

No me parecen interesantes. Y no es que no haya talento entre los guionistas. Lo que creo es que las series españolas -más bien las cadenas- están más pendientes de la audiencia que de la calidad. Prácticamente todas se dirigen a un público familiar. Los diálogos, por ejemplo, demuestran que los guionistas están pensando en que los entienda todo el mundo, se da todo masticado.

No hay lugar para la imaginación...

No hay silencios, ni argot... En Estados Unidos, la estructura es diferente. Hay canales de pago, como HBO o Showtime, que no son devotos de la audiencia, sino de la calidad. Con un 4% se puede mantener una serie. David Lynch dijo que iba a hacer para televisión un producto que fuera un reto para el espectador. Y así nació 'Twin Peacks', que fue un éxito. Desde entonces, se tiene un mejor concepto del espectador.

¿Por qué se ha abierto esa brecha de creatividad entre la televisión y el cine en EE. UU.?

Antes el cine menospreciaba a la televisión, pero surgió la HBO y la tele se reinventó, las series ya no iban solo de policías o abogados. Además, la televisión permite unos formatos narrativos que le están vedados al cine. Spielberg fue de los primero en verlo. Hizo 'Salvar al soldado Ryan', que fue un éxito, pero quedó insatisfecho. Pensaba que sus personajes no habían calado en el público. Las 14 horas de duración de su serie 'Hermanos de sangre' lo lograron, los espectadores se involucraron con los protagonistas.

En su libro recomienda más de 100 series. ¿Cuál es su favorita?

'Los Soprano'. Me parece la serie de lo que va de siglo. Es perfecta en todo.

Por último, la pregunta del siglo del 'seriadicto': ¿le gustó el final de 'Perdidos'?

Me gustó. Yo soy de los que no necesitaba todas las respuestas. Pero lo importante es que dentro de 10 años, nos encontraremos y diremos:"¿Te acuerdas de 'Perdidos', qué era la isla?".

Etiquetas