Despliega el menú
Comunicación

Pedro Sánchez participa en 'El Hormiguero'

El líder del PSOE se ha referido a 'Podemos' como "populistas" en el programa de Antena3.

Pedro Sánchez en una foto de archivo
Pedro Sánchez participa en 'El Hormiguero'
Efe

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha dicho en el programa El Hormiguero que quiere saber "cuáles son las propuestas" de Podemos "para de verdad construir", porque los "proyectos que se construyen con la descalificación del adversario no son proyectos que merezcan la pena".

Sin mencionar, como es su costumbre, el nombre del emergente partido de Pablo Iglesias, el líder socialista se ha referido a Podemos como "populistas", es decir, "aquellos que ofrecen soluciones falsas a problemas reales", y ha alertado a los españoles de los "peligros del populismo".

Relajado y con sentido del humor, Sánchez ha contado en la entrevista que estuvo aproximadamente cinco meses en el paro hace unos años y que le "repatea que cuando echas un currículum ninguna empresa te responda".

También ha asegurado que cuando abandonó la política hace dos años lo hizo "decepcionado" por cosas que vio en su partido.

Ha desvelado que ha hablado con Felipe González después de que éste apostara por la honradez de Jordi Pujol y que "él sabe que no tuvo su mejor tarde".

Con su emblemática camisa blanca por fuera del pantalón vaquero, ha abogado por que "si Bárcenas sale de la cárcel no sea para vivir en el barrio de Salamanca, sino que devuelva el dinero".

De Rajoy ha explicado que le parece una persona "muy conservadora" y que aborda el problema de Cataluña como el registrador de la propiedad que es, es decir, que "se escuda mucho en la legislación" frente a la política, que está en "convencer a los catalanes de que juntos estamos mejor".

Entre las bromas que ha intercambiado con el presentador del programa, Pablo Motos, los espectadores han aplaudido muchas, como cuando Motos le ha recordado que le llaman Pedro "El Guapo" y él le ha respondido "porque no te han visto a ti".

Lo que más miedo le da -ha confesado- es "perder el pulso en la calle" y, puesto a hacer confesiones, ha afirmado que nunca se ha tomado un 'gin tonic' en el Congreso y que ni siquiera sabía que hace poco tiempo valían tan baratos.

Etiquetas