Despliega el menú
Branded

Aragón, ante el desafío de crecer más en el mercado asiático y favorecer el flujo de inversiones

Aragón exporta productos al mercado asiático por más de 623 millones de euros. A China y Hong Kong suman 362, 2 millones.

Reunión en la sede del ICEX en Madrid con un grupo de empresarios coreanos, en diciembre del año pasado.
Reunión en la sede del ICEX en Madrid con un grupo de empresarios coreanos, en diciembre del año pasado.
Mercedes Montejo

Aragón exporta al mercado asiático productos por valor de más de 623 millones: 362,2 en mercancías destinadas a China y Hong Kong; 145 a la asociación de naciones del sudeste asiático (Asean) y 115,9 millones más a otros países de Asia. "Lo relevante es que desde 2014 las exportaciones aragonesas con destino Asia se han multiplicado por dos", remarca Nieves Ágreda, subdirectora de la Cámara de Zaragoza y directora del área de Internacional. Es "mucho todavía lo que se puede crecer", dice.

Explorar nuevas oportunidades de negocio es el objetivo del I Congreso ‘Aragón y el mercado asiático, un camino de futuro’ –organizado por el Gobierno autonómico y HERALDO– y que ha abierto sus puertas este miércoles en el Palacio de Congresos de la Expo. Un foro cuyo anfitrión es el presidente aragonés Javier Lambán, que reúne a prestigiosos ponentes como el embajador de España en China, Lyu Fan, o el presidente de la Fundación Yiwu España, Mao Wenjin, y que clausurarán la consejera de Economía, Marta Gastón, y el director de este diario, Mikel Iturbe.

Video:Arranca el I Congreso Aragn y el mercado asitico
Un congreso más que necesario en un momento en que las exportaciones españolas a China "no solo no han dejado de crecer, sino que han acelerado su crecimiento", según el director general de Internacionalización de Instituto de Comercio Exterior (Icex), Javier Serra. Mirar a China "cada vez más no solo como fábrica del mundo sino sobre todo como centro de consumo" ha de ser el objetivo. A su juicio, "hay sectores como la alimentación en los que la garantía de seguridad que ofrecen las empresas españolas no tiene competidores locales y otros en los que existirían grandes oportunidades si se consiguiera modificar el marco regulatorio, como son los sectores de servicios que, precisamente por estar tan protegidos, aún están algo rezagados". Si bien, precisa Serra, aunque "nada es fácil en China, hay pocas cosas imposibles".

Según este especialista, el mejor ejemplo, en el que deberían mirarse empresas que quieran entrar en este mercado, es la industria de componentes de automoción. "Es cierto que buena parte de ellas llegaron a China ‘obligadas’ por sus clientes, las grandes multinacionales, pero han sabido adaptarse, crecer, y comenzar a trabajar también con los fabricantes chinos". Sin embargo, lanzarse al mercado chino requiere tomar precauciones.

"La protección de la propiedad intelectual es un aspecto crítico en China". Serra recomienda "adoptar diferentes medidas cautelares en origen y en destino". Buen conocedor de un país en el que ha vivido varios años, avisa de que "los fracasos más sonados se han derivado casi siempre de una insuficiente preparación e incorrecta selección de socios locales y también a consecuencia de confiar en promesas de autoridades locales sin competencia para luego cumplirlas". Serra advierte a las pymes de la dificultad de "un mercado de las dimensiones y complejidad de China" ya que los resultados "no son nunca inmediatos, y es preciso contar con pulmón financiero suficiente".

Para Nieves Ágreda "todo lo que sea dar información y despertar el interés de las empresas con congresos como este es fundamental". "Tener contacto con compañías y profesionales que han estado allí y pueden contar de primera mano su experiencia es mucho más enriquecedor que leerse un informe de mercado", señala. Eso sí, añade Serra, conviene no olvidar que "son culturas muy diferentes, y lo siguen siendo, pese a la creciente occidentalización de gustos y hábitos de consumo". Su consejo pasa por "afrontar esas diferencias con apertura de mente y contar con colaboradores fieles a la empresa española". Pero merece la pena, apunta Serra: "Es un mercado de rápido crecimiento y renunciar a él tiene costes de oportunidad evidentes".

Datos de Aragón en el mercado asiático.

Ir al suplemento 'Aragón y el mercado asiático'

Etiquetas
Comentarios