Despliega el menú
Blog

Blog - La voz de mi amo

por Matias Uribe

Recuerdos del heavy zaragozano, Leyenda

Jose Antonio Caballero3
Jose Antonio Caballero3

Un suceso que conmovió a Zaragoza y tuvo eco internacional. La madrugada del domingo 14 de enero de 1990 está marcada en los anales de la ciudad como una de las fechas más trágicas de la segunda mitad del siglo XX: ardió la discoteca Flyng y murieron 44 personas, entre ellas José Antonio Cabello, miembro de la orquesta Imágenes, que en aquel momento amenizaba el local de baile situado en la trasera de la antigua universidad zaragozana.

Cabello era el guitarrista de la orquesta, pero no era lo suyo. Quiero decir que se medio ganaba la vida haciendo lo que vulgarmente se llaman 'bolos' de verbena, pero lo que él más quería era el heavy, componer, cantar y tocar la guitarra. Lo hacía en un grupo que él había formado como trío, Leyenda. Conté su historia al poco del incendio en el Semanal Heraldo (si hay interés en ella, intentaré recuperar el reportaje y escanearlo).

Veintitrés años después de aquel aciago suceso, amigos, protagonistas y gentes que vivieron la época muy de cerca, recuerdan, a través de un ilustrativo deuvedé, editado por Serotonina Films, al grupo y a la figura de aquel 'dandi del heavy', como califica a Cabello uno de los participantes en el documental y buen 'connoisseur' de la historia, aprovechando paralelamente para echar un vistazo al mundo del heavy zaragozano, que haciendo honor a la escena variada y diversa que siempre ha existido en la ciudad, tuvo y tiene gran presencia en el mundo musical y social aragonés, con gran efervescencia entre finales de los ochenta y primeros noventa.

En torno a bandas como Pedro Botero, Black Haze, REO o Leyenda y a la estela de los discos y la estética de las figuras del género surgió una gran legión de fieles que se concentraban en torno a la calle San Antonio María Claret, la popular zona heavy. Causaba asombro incluso fuera de la ciudad aquella concentración de bares metálicos: Infiernos, Utopía, Rasputín, Asgard, Tri-Tri, Metal, Charlot, Electric, Black Wind, Sarcófago, Scalibur, Factoría, Cráneo…, todos desparecidos, excepto el Infiernos que reabrió hace un tiempo y el Utopía, la cuna de todo, que ahora se llama Ultimátum, aunque un letrero en la parte superior se encarga de recordar que este fue el 'antiguo Utopía'. Lo que sorprende es que el documental se olvide del Crom (aunque lo cita el cantante de Muro, buen amigo de Leyenda), aunque no estuviese dentro de la zona de guerra, pero también muy simbólico de la movida metálica, con todo un caballero metálico al frente, Oskar.

Por allí, por aquellos bares, pululaba José Antonio Cabello y su banda Leyenda, nacida en el 86 al calor de la explosión heavy desatada en la España de los 80 por grupos como Barón Rojo y Obús. Pese a sus numerosas actuaciones, el trío zaragozano no tuvo oportunidad de grabar disco alguno. El mazazo de la Flyng le cortó el camino: tras un homenaje a Cabello, al mes siguiente del incendio, se disolvió; pero inesperadamente, 16 años después, decidió recomponerse en formato de quinteto con el nombre de Leyenda Prohibida (Fernado, Gerardo, Dani, Pakito y Alfonso) y ahora, tras este deuvedé, ha editado su primer disco, 'Disparados al infierno'.

Nunca es tarde en un género y en una gente con tanta fidelidad a su música y a sus principios, y menos si de rendir homenaje al amigo y fundador se trata: en el escenario siempre está presente la brillante guitarra roja de José Antonio.

http://www.youtube.com/watch?v=NrxJYYnHa9s

Etiquetas
Comentarios