Despliega el menú
Blog
Suscríbete

Superplantas

capi
capi

Su capacidad de sobrevivir en situaciones extremas o adaptarse a las peores condiciones recuerdan a los héroes de cómic. Algunas crecen en Aragón, donde pasan su vida sin apenas llamar la atención

1. Borderea chouardii. Es uno de los últimos vestigios de la era en la que el Pirineo tenía clima tropical. La 'Borderea chouardii' es originaria del Terciario y la única población que se conoce está en Aragón. Crece en paredes verticales, en lugares inaccesibles, y se asegura la polinización y supervivencia de los vástagos gracias a dos tipos de hormigas: una transporta el polen y otra esconde las semillas. Su ciclo de vida es muy largo y abarca los 300 años.

2. Higuera estranguladora. Endémica de la Península índica, alcanza un tamaño espectacular (se puede extender varias hectáreas). Se apoya en otros árboles, a los que literalmente 'estrangula', hasta matarlos y ocupar su lugar.

3.  Capitana. La 'Salsola kali' abunda en todo Aragón, ya sea en solares o campos. Cuando termina su vida se seca y empieza a rodar, esparciendo sus semillas, que pueden sobrevivir bajo tierra más de 50 años.

4. Pando. Un solo chopo dio lugar en Utah (EE. UU.) a un descomunal conjunto de raíces de 80.000 años de edad y 43 hectáreas. Cada uno de los 47.000 árboles es un tallo de esa enorme raíz

5. Pepinillo del diablo. Se puede ver a orillas de ríos y ribazos de campos de todo Aragón. Tiene un sistema muy eficaz de esparcir las semillas: su fruto explota con la mínima vibración, con una fuerza que expulsa a la semilla a más de tres metros.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión