Despliega el menú
Blog
Suscríbete

Blog - La voz de mi amo

por Matias Uribe

Maika Makovski, la chica mallorquina de las mil caras

Es, musicalmente, algo rarita, enrevesada. Maika Makovski tiene facultades en abundancia para convertirse en la gran rockera de masas de España: una voz potente y con un registro tímbrico amplísimo, una asombrosa habilidad para manejar todo tipo de instrumentos, una inspiración para componer desbordante, una saludable estampa física… Hasta incluso ha hecho danza, ha compartido una obra de teatro con Juan Echanove y pinta. Sin embargo, su reducto es el 'underground', por así decir, una inclinación hacia las canciones rasposas y a veces duras que se dan de bofetadas con las listas de éxitos. El éxito como fin puede destrozarte la vida, afirmó tiempo atrás. Una opción como otras. Respetabilísima e incluso, por lo que a uno concierne, gratísima. Este país está sobrado de convencionalismos pero no de gente arriesgada, original, personalísima.

Hija de un músico macedonio y de madre andaluza, nació en Palma de Mallorca, se educó en un internado suizo, vivió en Nueva York y ahora lo hace en Barcelona. En la música, como en la vida, según dice, ningún estilo le ata. De ahí, las distintas canciones que configuran sus cinco discos editados hasta ahora y la cantidad de similitudes que le han sacado, con PJ Harvey a la cabeza. Todo artificioso, porque si hay una artista inclasificable y se diría que única en el rock español, esa es ella. Y si no, a ver en qué género se mete a una devoradora de sonidos que lo mismo se decanta por la psicodelia que traba una purísima melodía folk, suelta un latigazo noisy de guitarra, se va por el folk-rock británico, se mece en el blues, hermana con Tom Waits o ataca una melodía irlandesa, por sacar a relucir algunos de los colores que rellenan su paleta discográfica. En ninguno, en el de Maika Makovski.

Hace escasas fechas ha salido al mercado su quinto disco,'Thank You For The Boots', en alusión a unas botas que le regaló una amiga de muy joven y con las que ha recorrido medio mundo, el tránsito, el viaje, la vida. Ella habla de un disco más luminoso, y es posible que así sea, aunque lo anterior no es que saliera de una caverna, simplemente que no se atenía a parámetros convencionales. Que es en lo que en realidad sigue. En este nuevo álbum todo es tan dispar y a la vez tan atractivo que resulta difícil no sucumbir a él. Del latigazo eléctrico de 'Legend' al respingo folk británico de 'When The Dust Clear', el swing de 'Your Reflection' o el cierre irlandés de 'A Dream', un cuadro musical figurativo pero no convencional, de mucho talento. Es Maika Makovski, ella, su identidad, su máximo orgullo, la chica de las mil caras, una artista única en este país. Así abre su novísimo álbum:

http://www.youtube.com/watch?v=meLkBz9uWXk&ob=av2e

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión