Despliega el menú
Blog
Suscríbete

Blog - La voz de mi amo

por Matias Uribe

Veinticinco años por la Ruta 66

Ruta 66
Ruta 66

No es poco mérito cumplir 25 años en un mundo tan volátil como es el de las revistas musicales en España. Que me lo pregunten a mí –y perdón por meter el cucharón-, que aguanté dos años con un periódico-revista, Disco-Actualidad, que me inventé en el año ochenta para toda España, y lo que sufrí. Claro, solo aguanté un par de años, con pérdidas, dentro de lo que cabe, mínimas, pero noqueado físicamente y mentalmente. Así que esos 25 años, que este mes ha cumplido Ruta 66, son casi una eternidad. Enhorabuena a sus rectores.

Pero junto con la enhorabuena, un tirón de orejas. Precisamente en el voluminoso número extra de celebración publicado este mes han metido la pata como nunca. Se trata de 142 páginas golosas a priori, especialmente cuando notas su peso y te detienes en la portada…, pero el pastel se va derritiendo a medida que vas pasando hojas. Uggg, está trenzada con rescates de viejos artículos ya publicados –cómodo esfuerzo, cero euros de gasto-; con una retahíla anodina de 25 páginas, evocando año por año lo más destacable;  con varias entrevistas, entre las que hay poco solomillo informativo -solo Patti Smith, Elvis Costello…-, y, lo inaudito, publicidad por un tubo, prácticamente la mitad de la revista, si no más. No deja de ser paradójico, aunque exagere un poco: en un solo número han reunido toda la publicidad que no han conseguido en estos 25 años. Menudo éxito, menuda castaña. Aunque si, al menos, sirve para aliviar el bolsillo de sus propietarios y permite la subsistencia de la revista unos lustros más, sea bienvenida, pero vaya pica que han clavado a los ruteros de pro, entre los que me cuento.

Lo que no significa que lo perdone todo y que no tenga mis reservas a muchas cosas de las que se tratan y se dicen en la revista. En los últimos tiempos, por ejemplo, espoleados malignamente por otras revistas esnobistas del ramo, no acabo de encajar esos golpes de timón para dirigir la nave a la 'modernidad', olvidando su esencia rocanrolera de toda la vida y su poso de fervor por el pasado, su devoción por el gran fondo de armario de la música pop, su historicismo en suma como enseña, sin ruborizarse por sacar en portada a viejos dinosaurios u ofrecer profundos estudios en su interior de ellos, sino todo lo contrario. Fervor por el pasado y por el rock, que, sin embargo, tuvo una contrapartida dañina: devino en un purismo subjetivo que a su vez restringió altura de miras, esquinando a no pocos grupos que no eran del agrado de sus dos co-directores y fundadores, Jaime Gonzalo e Ignacio Juliá. Pecado eterno.

No me gustó tampoco en su día el tufo a 'cartas inventadas' que tenía la sección de 'Correo del lector', ahora ya ni la leo, y no me gustó que durante tantísimos años permaneciera inmóvil ante el avance del color y la diagramación. En los últimos años no acabo, en fin, de entender el descreimiento, ¿o es amargura vital?, de uno de sus mentados cabecillas, Jaime Gonzalo, espurreando permanentemente su alejamiento del rock y su vejez mental, malas actitudes para dirigir o asesorar -que ahora no se sabe bien cuál es su peso ideológico y laboral- una revista de rock. ¿Qué le mantiene apegado ahí? ¿El sueldo del mes? Eso parece, o al menos lo canta demasiado alto.

La suerte es que llegará diciembre y el Ruta volverá a coger velocidad de nuevo, como lo ha hecho durante 25 años por esa autopista americana del rock que tantas cosas nos ha descubierto o nos ha hecho recordar, y nos volverá a dejar sabrosos artículos y reseñas discográficas 'comme il faut', tratando el rock como  materia de ocio y cultura de nuestro tiempo y haciendo caso omiso a los cantos de sirena de la comercialidad y el esnobismo modernista (y vacío) de otras publicaciones vecinas. Que vayan pensando en el próximo extra de los cincuenta años, pero no como este de los 25, plis. Por cierto, queda por desgranar en este blog el mercado de las revistas musicales. Tarea pendiente.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión