Zaragoza
Suscríbete por 1€

Jesús Royo: "La plusvalía va a seguir generando mucha conflictividad"

Tras el primer año de funcionamiento de la Junta de reclamaciones económico administrativas del Ayuntamiento de Zaragoza, su presidente defiende que este polémico impuesto atienda a la capacidad económica.

Jesús Royo, en la plaza de Eduardo Ibarra de la capital aragonesa.
Jesús Royo, en la plaza de Eduardo Ibarra de la capital aragonesa.
Francisco Jiménez

La Junta de reclamaciones económico administrativas cumple un año. ¿Qué balance hace?

Es un balance bastante positivo, porque pese al desconocimiento que pueda haber todavía, el número de reclamaciones ha sido bastante elevado. Ha habido 535 en un año que no es completo, porque empezamos en marzo.

¿Qué tipo de reclamaciones atienden?

Es un tribunal administrativo especializado en materia tributaria y de ingresos de derecho público. Pero el peso principal viene determinado por las reclamaciones en el ámbito tributario local.

¿Por qué merece la pena acudir a este organismo para reclamar por un impuesto municipal?

Pretende ser una primera instancia antes de llegar a la jurisdicción contencioso administrativa. Nuestro funcionamiento se rige por el principio de legalidad y a los ciudadanos la ausencia de coste, unido a la especialización en la materia, les puede resultar interesante.

¿Se le da más la razón al ciudadano o a la institución?

En plusvalía, evidentemente al ciudadano. Y en cuanto al resto, en principio en los procedimientos que hemos podido comprobar, en su mayor parte las resoluciones son correctas.

¿La administración local tiene un sistema tributario justo?

Más que hablar de justicia, siempre nos quedamos con la idea de un sistema tributario local insuficiente. El sistema tributario pivota en las cuestiones relacionadas con los inmuebles, como la plusvalía o el IBI. En mi opinión, debe girar ese sistema hacia otro pilar más que es los servicios digitales. Cuando estamos hablando de cuestiones relacionadas con las multinacionales como Google, Apple, Amazon, una parte de la imposición debería tener reflejo en las entidades locales.

No parece una propuesta fácil de aplicar.

Es muy difícil, pero se están haciendo muchos esfuerzos a nivel internacional para armonizar la imposición.

¿Comparte las distintas sentencias respecto a la plusvalía?

La plusvalía había dado un serio aviso en sentencias dictadas en 2017 y 2019. No se trata de estar de acuerdo con lo que ha dictado el Tribunal Constitucional, sino a lo mejor ha faltado una mayor capacidad de reacción a esas sentencias, mayor rapidez para adecuar lo que decía el Tribunal Constitucional a la normativa de haciendas locales. Luego, ha habido dos autos del Supremo y veremos la resolución final que se adopta. Puede abrirse la vía de que liquidaciones que ya son firmes puedan ser reclamadas. Pero eso dentro de unos meses lo sabremos. El tema de la plusvalía no es un tema acabado.

¿La solución arbitrada por el Gobierno central zanjará este asunto?

No, no… La plusvalía va a seguir generando mucha conflictividad. Es una solución que tendrá que cerrar el legislador y ver si este impuesto continua como está o no. Es provisional.

Espera entonces que continúe la litigiosidad con la plusvalía.

De hecho en el tribunal la mayor parte de las reclamaciones vuelven a ser contra la plusvalía. En dos meses de este año, el 85% de los casos son plusvalías.

¿A cuánto espera que lleguen las devoluciones de plusvalía?

Eso es muy difícil de calcular.

El alcalde habló de decenas de millones.

Va a ser una cantidad bastante elevada y si el Supremo sentencia que es posible que algunas liquidaciones ya firmes se pueden abrir, el Ayuntamiento tendrá un problema importante. Pero eso habrá que ver cómo lo resuelve el Supremo.

¿Qué consejo le daría a un ciudadano que se enfrenta a un recibo de plusvalía y tiene dudas de si tiene que pagar o no?

Lo importante, en cualquier plusvalía, es hacer la autoliquidación. Si tiene dudas y no está claro que haya que abonar la cantidad, siempre es aconsejable reclamar. Puede acudir directamente o pedir asesoramiento jurídico-tributario.

¿Los valores catastrales se ajustan al precio de mercado o habría que hacer una revisión?

Todavía habría que revisarlos más, pero eso es una competencia del Catastro. Ese es un valor que debería estar constantemente actualizándose, porque el mercado hace que la valoración suba o baje. Se deben adoptar procedimientos más rápidos para la actualización de los valores.

¿Al alza o a la baja?

No estamos en un momento como para poderlos subir.

¿Debe desaparecer la plusvalía?

A lo mejor lo que habría que hacer es reconducirla. Hay cuestiones sociales que no encajan bien, como herencias, sucesiones y donaciones. Aquí habría que ajustar. Y debería responder, y el impuesto no lo hace, a la capacidad económica de los contribuyentes. Deberían introducirse más exenciones y bonificaciones de carácter social atendiendo a la capacidad económica.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión