Zaragoza
Suscríbete por 1€

zaragoza

Una ruta por las trincheras, cuevas y barrancos de Osera de Ebro

No hay tramos técnicos ni muy peligrosos, y sus 17 kilómetros de recorrido no superan los 200 metros de desnivel.

Parte de la ruta por los paisajes de Osera de Ebro.
Parte de la ruta por los paisajes de Osera de Ebro.
Heraldo

El Servicio Comarcal de Deportes de la Mancomunidad Ribera Izquierda del Ebro (MRIE) ha elaborado para este mes de febrero una ruta senderista por el municipio de Osera de Ebro. Se trata de una propuesta que recorre las trincheras y barrancos de este municipio, uno de los que forman parte de la Mancomunidad junto con Villafranca de Ebro, Nuez de Ebro, Alfajarín, La Puebla de Alfindén, Pastriz y Villamayor de Gállego.

Como todas las rutas que propone mensualmente la MRIE -ya sean senderistas, de BTT o de trail running- está diseñada para realizar por libre, es decir, que desde la Mancomunidad proponen un recorrido para que cada persona interesada pueda descargarla con su GPS para hacerla cuando quiera, no hay una fecha concreta de realización con salida grupal.

La localidad de Osera de Ebro tiene una superficie de 24,56 kilómetros cuadrados y parte de su término municipal está ocupado por la Reserva Natural dirigida de los Sotos y Galachos del Ebro y actualmente dispone de embarcadero junto al Río Ebro.

Integrado en la Comarca de Zaragoza, se sitúa a 35 kilómetros de la capital, al sureste de esta, en la margen izquierda del río Ebro. El relieve del territorio es predominantemente llano al encontrarse en el Valle del Ebro, sin embargo, se pueden encontrar grandes contrastes y sorpresas, algunas de ellas, en esta ruta.

Para realizar este recorrido, se recomienda el uso de calzado adecuado para terreno pedregoso y resbaladizo, así como el uso de bastones y de GPS y acudir con los móviles cargados y agua. Desde la MREI desaconsejan adentrarse sin compañía si no se conoce el terreno y recuerdan que la gran variedad de barrancos y bifurcaciones obliga a mantenerse atento en todo momento, por ello su catalogación es de ‘difícil’. No hay tramos técnicos ni muy peligrosos y sus 17 kilómetros de recorrido no supera los 200 metros de desnivel positivo. Toda la información detallada se puede encontrar en la página web de la MRIE.

Se trata de una ruta llena de curiosidades, la mayor de ellas seguramente es la existencia de trincheras de la guerra civil. “La parte más alta del recorrido está rodeada de ellas”, apunta Sergio Blasco, el coordinador del servicio comarcal de deportes de la Mancomunidad, que añade que también hay “cuevas donde se refugiaba la gente” durante la guerra. Al ser una zona poco transitada, algunas de estas trincheras y cuevas han quedado parcialmente tapadas por la vegetación.

Blasco resalta que se trata de una ruta llena de contrastes, una zona “no muy conocida” y por eso, crear rutas como esta es una forma de que “la gente acuda al municipio, se prepare la ruta y conozca un poco el entorno”. Otro contraste es que, a pesar de parecer una zona “seca, de pronto encuentras vegetación”. “Ahora son buenas fechas para hacer esta ruta porque no hace mucho calor y hay paisajes muy bonitos en época de lluvia, podemos encontrar pozas de agua, aunque parezca raro en una zona desértica de los Monegros”, destaca Blasco.

Al tratarse de una ruta circular, si se utiliza el GPS “puedes acortarla por alguno de los ramales de los barrancos que bajan del principal, pero para eso tienes que conocer la zona”, advierte Blasco.

También detalla que “la dificultad está en que es una zona de barrancos con muchos ramales por lo que fácilmente te puedes equivocar”. También apunta a que “hay algunos tramos en los que el GPS no funciona muy bien”. A esto se le suma que hay “sendas estrechas con mucha vegetación” y por ello puede darse la dificultad de “no saber dónde estás, pero una vez estás en la parte más alta de la ruta, visualizas perfectamente el valle del Ebro y Monegros y te ubicas fácilmente”, recalca.

Eso sí, desde la Mancomunidad quieren destacar que no aconsejan esta ruta para personas que no estén acostumbradas “al menos a hacer pequeñas rutas”. “No aconsejaría esta como primera ruta, hay que tener una mínima experiencia haciendo pequeñas rutas senderistas y manejando un poco el GPS”, señala Blasco. Tampoco es un recorrido indicado para niños muy pequeños. “Si son niños experimentados, acostumbrados a hacer rutas y a subir a la montaña sin problemas, pero como primera vez o con niños muy pequeños no lo aconsejamos”, añade Blasco.

Aunque no es una zona de caza, “sí hay cotos de caza en las proximidades y por ello es mejor que se intente ir en días que no haya batidas de caza”, añade Blasco.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión