Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Aragón Despierta pide una solución definitiva para el túnel en desuso de la      A-68

La obra se realizó con motivo de la Expo 2008 pero no llegó a ponerse en funcionamiento. 

Túnel en desuso de la A-68
Túnel en desuso de la A-68
Aragón Despierta

El túnel de la A-68 de Zaragoza, que conecta el Paseo María Agustín con la Estación de Delicias, entre la Calle Escrivá de Balaguer y la salida de las autopistas y las autovías a la altura de la estación intermodal en Zaragoza, se construyó con motivo de la Exposición Internacional que tuvo lugar ese mismo año. No obstante, esta  infraestructura, de casi dos kilómetros de longitud, nunca ha sido utilizada, como denuncian desde Aragón Despierta.

A pesar de que para su construcción de invirtieron más de 34 millones de euros, este túnel licitado y adjudicado en 2007, no se terminó del todo puesto que “todavía quedaron obras y actuaciones de seguridad y protección civil por realizar para poder ponerse en funcionamiento”, como comentan desde la plataforma Aragón Despierta. En concreto, faltaría acometer obras relativas suministro de energía, alumbrado, control del aire, ventilación, detección y extinción de incendios, comunicaciones, señalización y megafonía, cuyo coste podría llegar hasta los 23 millones de euros. Esta era una obra que dependía de empresa pública Zaragoza Alta Velocidad, en la que el socio mayoritario es el Gobierno de España, concretamente Fomento, con la participación minoritaria del Ayuntamiento de Zaragoza y el Gobierno de Aragón.

Desde Aragón Despierta denuncian que, “estando en 2021, el túnel en cuestión sigue sin ser utilizado para el fin para el que se diseñó”. Exponen que “tampoco se ha producido ningún avance sustancial de obras o actuaciones, ni tampoco se le ha dado otro tipo de uso alternativo”, a pesar de la gran inversión económica que se realizó. Comentan que “resulta sorprendente que una obra de este calado y tal inversión siga sin ser finalizada”, y que desde las instituciones tampoco “parece que se plantee solución ninguna que pase por su terminación completa y puesta en funcionamiento”. Consideran que al menos, podría dotarse de un uso alternativo “que pudiera beneficiar a los zaragozanos”, aunque entienden la dificultad de adaptación. Por todo ello, desde Aragón Despierta denuncian la situación actual de túnel, y reclaman que se aclare “de una vez por todas” qué va a pasar con este espacio.

Desde el Ayuntamiento de Zaragoza recuerdan que esta “no es una infraestructura municipal”, sino que depende de Fomento, por lo que queda fuera de sus competencias tomar decisiones y actuar en él.

Una cuestión que ya llegó hasta el senado en 2014

En el año 2014, la senadora del PAR por Zaragoza, Rosa Santos, ya preguntó al entonces secretario de Estado de Infraestructuras, Transporte y Vivienda, Rafael Catalá, por las obras de este túnel. En ese momento, Santos pidió que “se arrojase algo de luz” ante unas obras “que ocasionaron graves trastornos de ruido y suciedad a los habitantes de esa zona y que está cerrada desde el año 2008”. En esa sesión, el secretario explicaba que, ante la gran deuda contraída por Zaragoza Alta Velocidad, estaban “intentando generar la disponibilidad de recursos” para poner en servicio del túnel de la A-68, algo que consideraba “razonable poner en servicio cuanto antes”

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión