Despliega el menú
Zaragoza

barrios de zaragoza

Los rastrillos solidarios de Delicias y Actur vuelven a abrir sus puertas

La asociación Solidaria trabaja en la apertura de un tercer local en el barrio Oliver, aunque todavía tardará en estar operativo.

Artículos en el rastrillo de Solidariaonline.
Artículos en el rastrillo de Solidariaonline.
Solidariaonline

Tras casi dos meses cerrados, los rastrillos solidarios que la asociación Solidariaonline tiene en los barrios de Delicias y Actur han vuelto a abrir sus puertas. Y lo hacen preparados para “un aluvión” de usuarios, dadas las previsiones sobre el impacto del coronavirus en la economía. “De aquí a muy pocos días esperamos que venga mucha gente”, señala Quique Hernández, presidente de la ONG.

Los rastrillos, ubicados uno en la calle García Sánchez y en otro en José Luis Borau, cerraron cuando se decretó el estado de alarma, a mediados del pasado mes de marzo. Después de siete semanas clausurados, el lunes retomaron poco a poco su actividad habitual extremando todas las precauciones y adoptando nuevas medidas de seguridad.

“El personal va con mascarilla y hemos desinfectado todos los locales y sus productos” explica Hernández. Como ya venía siendo habitual, solo trabajará una persona en cada rastrillo, aunque desde la asociación aseguran que es prácticamente imposible que se generen aglomeraciones. “Los rastrillos no son tiendas al uso. Entra una persona, a la media hora entra otra… No tenemos ese problema”, afirma.

Los rastrillos solidarios, que llevan funcionando aproximadamente cuatro años, se sustentan gracias a las donaciones y las compras de los ciudadanos. En sus estanterías se pueden encontrar artículos tan variados como ropa, zapatos, peluches, juegos infantiles, libros, muebles, vajillas o pequeños electrodomésticos a precios imbatibles para quienes menos recursos tienen.

Estas compras también ayudan a financiar otros proyectos sociales de la ONG, así como a atender a más de 350 familias de la capital aragonesa y otros lugares de España. “Lo que ocurre es que al estar cerrados tanto tiempo, nuestra situación económica ha empeorado. Este mes y medio nos ha hecho daño”, lamenta el presidente de la asociación. A pesar de ello, la labor de la ONG no se ha visto interrumpida en ningún momento, y durante el confinamiento han repartido pañales para mayores, juguetes para más de 200 niños y alimentos para los más necesitados.

“Afortunadamente no hemos parado”, asegura Hernández, que cree que la pandemia va a perjudicar a muchas familias que ya lo estaban pasando mal. “Atendemos a familias en las que los dos padres trabajan, pero con un sueldo de 1.100 euros y teniendo tres o cuatro hijos apenas les alcanza para comer. Ahora, muchos de ellos ni siquiera van a cobrar”, comentan desde Solidariaonline.

Para favorecer las compras de las personas con pocos recursos, la asociación ha rebajado todavía más los precios de sus productos. “Si alguien necesita ropa de bebé o niño, que suele estar en perfecto estado, puede llevarse tres prendas por 1 euro. No llega ni al precio de un café”, asegura el presidente, que cree que “habrá que hacer milagros entre todos” para ayudar a los más afectados por esta crisis.

La labor de Solidariaonline comenzó hace seis años dando meriendas solidarias a los más pequeños en el barrio de San Pablo. Su trabajo ha permitido atender a familias de otros puntos del país como Palma del Río (Córdoba), Valencia, Torrelavega (Cantabria) o Almería. Además, también han ayudado a dos orfanatos de Ceuta y Melilla, a una asociación de Lorca (Murcia) y a cinco residencias de ancianos.

Preparando la apertura de un nuevo rastrillo

 

En estos momentos, Solidariaonline está preparando la apertura de un nuevo rastrillo en el barrio Oliver. Todavía se encuentran acondicionando el local y su inauguración podría demorarse un tiempo. “De momento, estamos usándolo como almacén”, apunta Hernández.

Hasta que ese nuevo local esté listo, quienes quieran donar artículos o comprarlos pueden acudir a los rastrillos de Delicias y Actur de lunes a viernes en horario de 10.00 a 14.00 y de 17.00 a 20.00.

Etiquetas
Comentarios