Despliega el menú
Zaragoza

Un muro de contención se derrumba junto a la iglesia de Malpica de Arba

Las lluvias de los últimos días estarían detrás de la caída de la estructura, que aplastó un vehículo aparcado en las inmediaciones y destrozó el portal de una vivienda, pero no causó daños personales.

Estado en que quedó el muro derrumbado.
Estado en que quedó el muro derrumbado.
DPZ

Los vecinos de Malpica de Arba se han despertado sobresaltados a las siete y cuarto de la mañana de este viernes por el estruendo producido por el derrumbe de parte del muro de contención de la iglesia de este pequeño núcleo poblacional, perteneciente al municipio de Biota, en las Cinco Villas zaragozanas. Después de toda una noche de lluvias, en la que se han llegado a recoger hasta 35 litros, y de una semana también bastante pluviosa, el viejo muro no ha aguantado más y ha caído, sepultando un coche que por fortuna se encontraba vacío y causando cuantiosos daños materiales, pero ninguno humano.

Los primeros en llegar al lugar, alertados por los vecinos que llamaron al 112, han sido efectivos de la Guardia Civil y Bomberos de la Diputación de Zaragoza, que se han aprestado a comprobar que bajo los escombros no había nadie. Inmediatamente han asegurado el perímetro y balizado la zona para evitar más daños por posibles nuevos desprendimientos, y han comenzado las tareas de desescombro. Para ello, según fuentes de la DPZ, se están utilizando vehículos pequeños porque las calles del pueblo son estrechas y dificultan la entrada de maquinaria más pesada.

La gran cantidad de cascotes caídos y la fuerza con la que se han derrumbado han afectado también a una casa cercana a la iglesia. La puerta de acceso ha sido incapaz de contener la avalancha y ha quedado destrozada, y muchas de las piedras caídas han alcanzado el patio de la vivienda, provocando importantes daños.

Ezequiel Marco, alcalde de Biota, ha explicado a Heraldo.es que el próximo jueves hay prevista una reunión del Ayuntamiento de la localidad con la diócesis de Jaca, propietaria del muro, y representantes de Patrimonio del Gobierno de Aragón para decidir las medidas a tomar para la reconstrucción del tramo destrozado. El arquitecto municipal ha llegado a mediodía a Malpica de Arba para hacer una memoria valorativa de los daños.

No es la primera vez

No es la primera vez que le muro da sustos como éste. Hace unos diez o doce años ya hubo un derrumbe similar en la cara norte de la pared, que se tuvo que reparar piedra a piedra, según recuerda Ezequiel Marco. También hubo que arrancar un ciprés en otro de los puntos del perímetro porque sus raíces estaban afectando a la estabilidad de la construcción, y en una zona cercana a la ahora derrumbada se ha detectado una grieta, por lo que, según prevé el alcalde, probablemente habrá que tirarla y volverla a levantar.

Para el alcalde, las lluvias de la pasada noche provocaron la caída del muro, pero el problema venía de antiguo. Según ha explicado, en la parte superior de la tapia se detectó hace tiempo un agujero que habría posibilitado que la lluvia y la humedad se fueran colando poco a poco por entre las piedras debilitando la estructura y favoreciendo a la larga su caída.

Etiquetas
Comentarios