Despliega el menú
Zaragoza

Los buses vuelven a Don Jaime I mientras la 'cota cero' se va extendiendo por el Casco

Las brigadas trabajan ya en la elevación de la calzada de Santo Dominguito de Val, junto a San Vicente de Paúl.

Las máquinas taladradoras se emplearon ayer a fondo en Santo Dominguito de Val.
Las máquinas taladradoras se emplearon ayer a fondo en Santo Dominguito de Val.
José Miguel Marco

En su afán por "hacer las calles más amables", el gobierno municipal envió este lunes las máquinas a la calle de Santo Dominguito de Val, que será la próxima que eleve su calzada a la altura de la acera. En realidad se trata solo de un pequeño tramo de calle, el más cercano a San Vicente de Paúl, porque en octubre de 2017 ya se hizo una ‘actuación blanda’ para pacificar el tráfico y, prácticamente, peatonalizar la calle. ZEC continúa así con una de sus propuestas estrella en los coletazos del actual mandato y, tras la controvertida reforma de Don Jaime I, insiste en extender su política de ‘cota cero’ a todas las calles del Casco Histórico.

"Aquí las aceras son muy estrecha y apenas hay espacio para los peatones, pero no sé si ponerlo todo al mismo nivel es la solución", comentaban este lunes los vecinos, que encontraron la calle vallada desde primera hora de la mañana. "No creo que les lleve mucho tiempo porque la obra es pequeña, pero no deja de ser una faena tener taladradoras en plena campaña de Navidad", añadían los residentes.

Santo Dominguito de Val conecta San Vicente de Paúl con el Coso Bajo y, al menos, hasta el próximo 31 de diciembre ha habido que cortar el tráfico para rellenar con hormigón la calzada. Estos trabajos cuestan 46.868 euros, si bien el gobierno de ZEC ha anunciado que su propósito es destinar hasta 2,2 millones de euros en este tipo de obras, que prevé extender por los viales del Casco que quedan entre Don Jaime y el Mercado Central. El cronograma que maneja –al menos hasta las elecciones del próximo mes de mayo– es continuar con la política de ‘cota cero’ en las calles de Manifestación, Santa Isabel, Torre Nueva, un tramo de Méndez Núñez, Pino, San Braulio y Miguel Molino.

Tráfico y expectación

El exponente de estos nuevos trabajos es la obra que durante los últimos meses se ha llevado a cabo en Don Jaime I y que este martes afrontará una de sus pruebas de fuego. Los buses volverán a pasar por esta céntrica arteria, tras más de cuatro meses de desvíos. Según confirma el gobierno municipal, a partir de las 6.00, esto es, con los primeros servicios, las líneas 28, 29, 35 y 39 recuperarán sus itinerarios habituales. También regresarán los nocturnos N1, N2, N7 y el bus turístico, que ha evitado desde el pasado 22 de agosto circular por un Don Jaime I repleto de zanjas y vallas.

Entre los vecinos y comerciantes hay mucha expectación por ver cómo se reorganizará el tránsito peatonal en la calle con la vuelta de los buses. Desde el pasado jueves ya pueden circular taxis y vehículos de carga y descarga, y más de un conductor ha tenido que hacer sonar la bocina porque la plataforma única invita al viandante a cruzar por cualquier punto de la calle y no solo por los pasos de cebra. En Don Jaime I la zona de los peatones queda delimitada por un buen número de bolardos, por lo que desde Movilidad confían en que –como sucedió con el tranvía a su paso por el Coso– los peatones de forma natural caminen por lo que eran las antiguas aceras.

Este lunes aún se daban los últimos retoques a las nuevas plataformas de aproximación del bus que se han instalado en las paradas de la plaza de Ariño y de la Seo, donde se han colocado unos nuevos pasamanos metálicos. Los vecinos también esperan ver cómo ‘responde’ la nueva calzada de Don Jaime I al paso de los vehículos pesados (doce toneladas por bus) porque en algunas zonas el hormigón ya se ha resquebrajado.

Etiquetas
Comentarios