Despliega el menú
Zaragoza

Santisteve pide a los emprendedores de La Azucarera que no olviden su origen

Ha expresado su deseo de que "todo lo que vaya surgiendo de este esfuerzo de la institución pública revierta en la comunidad".

Santisteve visita la sede de Zaragoza Activa
Santisteve visita la sede de Zaragoza Activa
Toni Galán/Ayto. Zaragoza

El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha pedido este martes a los emprendedores que se están formando y fraguándose un futuro profesional en espacios como Zaragoza Activa en La Azucarera que, al igual que la ciudad les apoya, "no pierdan de vista la comunidad de la que han surgido".

Así lo ha señalado a los medios de comunicación tras visitar la sede de Zaragoza Activa, un programa de impulso al emprendimiento y la economía colaborativa ubicado en el edificio de La Azucarera, donde también tiene su sede La Colaboradora, galardonada en los Premios Eurocities 2016, de la Red Eurocities, en la categoría de Cooperación.

La Colaboradora es una comunidad colaborativa que trabaja en sus proyectos empresariales, sociales o creativos con el único requisito de pago de intercambiar ideas, servicios y conocimiento a través de un banco del tiempo para fortalecer la economía colaborativa de sus miembros y su entorno.

Espacios que reflejan, ha dicho el alcalde, que "cuando confluyen diferentes formas de enfocar la realidad, lo que se produce es una riqueza en cuanto a potencial de desarrollo comunitario increíble".

Santisteve se ha mostrado "muy contento de ver lo satisfechos que están los usuarios para desarrollar su creatividad" y también ha expresado su deseo de que "todo lo que vaya surgiendo de este esfuerzo de la institución pública revierta en la comunidad".

En su visita, el alcalde, junto a la concejala delegada de Educación e Inclusión, Arantza Gracia, y del portavoz de CHA, Carmelo Asensio, han recorrido las instalaciones junto al director de Zaragoza Activa, Raúl Oliván, quien les ha explicado el funcionamiento del proyecto y les ha presentado algunos de los proyectos de emprendedores surgidos en el vivero de empresas de Zaragoza Activa que han resultado beneficiarios de la subvenciones del Ayuntamiento de Zaragoza.

Para ello, se han invertido 114.000 euros del presupuesto de 2016, mediante una partida que ha triplicado su cuantía de acuerdo a una enmienda promovida por CHA y que se ha ejecutado al 100 %.

Los principales objetivos de estas subvenciones son: apoyar la creación, crecimiento y consolidación de aquellas iniciativas empresariales de autoempleo; complementar los proyectos de fomento del emprendimiento del Ayuntamiento; apoyar actividades empresariales o negocios que fomenten la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres en el acceso al mercado de trabajo, así como la inclusión en el mundo laboral de personas en riesgo de exclusión social y de personas con discapacidad.

Entre los beneficiarios figuran proyectos de tecnología de divulgación científica y medioambiental, consultoría de comunicación, diseño de impresiones 3D, ingeniería ambiental, desarrollo de videojuegos, domótica, acompañamiento profesional para gestiones fiscales y laborales, ingeniería informática de software libre, diseño de páginas webs para empresas, cultivos ecológicos, servicios tecnológicos para el turismo aragonés, diseño gráfico, creación audiovisual, proyectos didácticos para museos y salas de exposiciones o correduría energética, entre otros.

Además de dar cobertura a las iniciativas empresariales incubadas en los viveros municipales, la novedad de esta última convocatoria de subvenciones ha sido la de incluir a proyectos surgidos de la Escuela Agrícola Municipal de la Torre de Santa Engracia que hayan sido coordinados por la Agencia de Medioambiente y Sostenibilidad.

El alcalde y los concejales han celebrado también un encuentro con el grupo de emprendedores que forman La Colaboradora, a quienes han felicitado por el galardón europeo recibido en los Premios Eurocities.

Este proyecto de Zaragoza Activa es un espacio colaborativo en el que cada miembro pone al servicio de la comunidad una porción de su tiempo para ofrecer servicios de forma voluntaria como crear una web, traducir una carta al inglés o diseñar un logotipo, mientras que el resto de su tiempo de trabajo (un 95 %) lo centra en sus actividades profesionales.

Por ejemplo, un miembro puede diseñar un logotipo para el proyecto de otro miembro y, a continuación, solicitar la devolución del tiempo con una traducción que necesita para su web o asesoramiento sobre cómo realizar un posicionamiento de su negocio en internet.

La Colaboradora ha acogido a más de 200 proyectos y a 250 personas, que han generado 8.048 horas de colaboración con un número total de 2.002 colaboraciones. Un 75 % de los proyectos ya se han iniciado o consolidado generando nuevos puestos de trabajo y fortaleciendo el tejido social de la ciudad. Muchas de ellas se han destinado a organizar más de 280 actividades gratuitas de formación y dinamización, de las cuales el 40 % han estado abiertas al público.

Un modelo exitoso que como ha recordado el alcalde está siendo objeto de estudio por parte de otras ciudades españolas y extranjeras.

Etiquetas
Comentarios