Despliega el menú
Zaragoza

Un 'hermano mayor' en el instituto

El instituto Reyes Católicos de Ejea y el Miguel Catalán de Zaragoza participan en un programa en el que los estudiantes más veteranos acogen a alumnos de 1º de la ESO.

Alumnos del instituto Reyes Católicos de Ejea que participan en el pograma 'Hermanos Mayores'.
Alumnos del instituto Reyes Católicos de Ejea que participan en el pograma 'Hermanos Mayores'.
Ana García Cortés

Las primeras semanas de instituto están plagadas de ilusión, ganas, nuevos retos y sobre todo nervios por parte de los alumnos de 1º de ESO. Los chicos y chicas se enfrentan a una etapa de cambios y compañeros nuevos. Es un paso importante y cualquier apoyo en el centro es fundamental. En ese sentido, los institutos Reyes Católicos de Ejea de los Caballeros y el Miguel Catalán de Zaragoza trabajan en el programa ‘Hermanos Mayores’. Voluntarios de 4º de ESO acompañan desde el primer día a estos nuevos compañeros.

El trabajo del hermano mayor es recibir a estos alumnos, ayudarles y estar pendientes de cómo pasan el día a día en el centro. "Son voluntarios y hacen la acogida y tránsito de aquellos que se incorporan de primaria a educación secundaria. En el IES Reyes Católicos hay 55 hermanos mayores y cada uno tiene asignado 2 o 3 nuevos compañeros", destaca Carmen Chóliz, coordinadora del programa en este instituto. Sin duda, son todo un referente para ellos. Los más pequeños los ven como un ejemplo e incluso "los buscan para contarles cualquier tipo de problema en el aula", remarca Chóliz.

Este programa se integra dentro del Plan de Convivencia de ambos institutos aragoneses. A él se suman otros dos proyectos más, Compañeros Ayudantes y el Observatorio de la Convivencia y el Equipo de Mediación Escolar. El primero de ellos se extiende a todas las clases de secundaria y en todos los niveles. Tres chicos y chicas con una especial sensibilidad, y escogidos por sus compañeros, detectan y observan si algún alumno está pasando por un mal momento en casa, si se encuentran tristes o tiene un problema con algún profesor.

Por su parte, y dentro del Equipo de Mediación, los alumnos de primero de bachillerato, escogidos y formados para el desarrollo del programa, intervienen cuando estalla algún conflicto entre los alumnos. A través de un role playing median entre los compañeros que han tenido algún tipo de pelea y alcanzan un acuerdo. "En Reyes Católicos estamos en la cuarta generación de alumnos mediadores", señala la coordinadora Carmen Chóliz. Esta experiencia permite empoderar a los alumnos, darles protagonismo a los chicos y chicas del centro, y sobre todo salen del instituto con un aprendizaje vital.

En cifras, en el centro ejeano el 40% de sus alumnos forman parte de uno u otro programa de convivencia. Desde hace 10 años, el instituto cincovillés y el zaragozano trabajan en red. Alumnos y profesores comparten jornadas de formación y convivencia curso tras curso. El conocido como proyecto ‘En-red-ar’ ha sido ahora galardonado con una mención de honor en la categoría del Premio Acción Magistral 2016 en Aragón.

Etiquetas
Comentarios