Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Las rachas de viento tumban unos cuarenta árboles en los alrededores de la capital

Los bomberos realizaron ayer 25 salidas y tuvieron que talar varios ejemplares que dañaron las líneas eléctricas.

Los bomberos talaron el árbol histórico en Montañana que cayó sobre la red y una casa.
Los bomberos talaron el árbol histórico en Montañana que cayó sobre la red y una casa.
Asier Alcorta

Los Bomberos de Zaragoza realizaron ayer más de 25 salidas para atender las urgencias que provocaron las rachas de viento en los alrededores de la ciudad que arrasaron unos 40 árboles. En su mayor parte fue para atender ejemplares (chopos, álamos y pinos) que habían sido derruidos o provocaron su caída encima de tendidos eléctricos.

Hubo servicios que se prolongaron durante casi cuatro horas como el árbol histórico que cayó encima de la línea eléctrica y de la vivienda situada en la torre Ordovás, en el barrio rural de Montañana. "Hemos estado desde las 9.15 durante casi cinco horas por el riesgo que tenía en el camino de Ordovás, número 10", señalaron fuentes de Bomberos.

En esta actuación tuvieron que acudir varios vehículos de los funcionarios, entre ellos una grúa para retirarla de la vivienda. De esta manera, pudieron afrontar el talado y corte del árbol. El efecto del viento levantó la raíz y el asfalto de la carretera.

Asimismo, tuvieron que personarse técnicos de Eléctricas para recuperar la red afectada que quedó cortada como consecuencia de la caída encima del árbol. Un caso similar se produjo a primera hora de la tarde, a las 15.30, en el barrio de Miralbueno, a la altura del camino de Vistabella número 263, cerca del colegio Juan de Lanuza. Varios pinos quedaron apoyados en el tendido eléctrico y los bomberos tuvieron que asistir a los dueños de una finca privada por el efecto en la red de la luz para la zona. El troceado de estos ejemplares fue complejo para superar el riesgo de un cortocircuito.

Además, también fueron al Camino del Pilón, que está situado también en Miralbueno, y se cortaron varios ejemplares. Los bomberos alertaron a la Policía Local para que localizara a los dueños de dos vehículos que corrían riesgo de que cayeran encima de ellos los árboles arrasados.Urbanización del Zorongo

En otras urbanizaciones privadas como la del Zorongo, los bomberos no acudieron al lugar porque hay un servicio de mantenimiento particular y tuvieron que atender más de veinte pinos que cayeron con el viento de los últimos dos días.

En otras urbanizaciones como la de Setabia de Utebo, los bomberos tuvieron que talar dos pinos de ocho metros de altura porque corrían riego de caída y podía causar daños a los vecinos.

Otros ejemplares se cortaron en el barrio de Santa Isabel, justo al lado del puente del río Gállego; en el paseo de Clavet en el barrio de Movera y en la Cartuja Baja.

A los cuarenta árboles afectados ayer en los alrededores de Zaragoza, se suman otra veintena que atendieron los bomberos el lunes cuando se desataron las rachas con velocidades de hasta 98 kilómetros por hora. En la pasarela del Canal Imperial, ante el club de Stadium Casablanca, se produjo la caída de un ejemplar muy grande que tuvieron que talar para evitar más daños y permitir el paso de los vecinos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión