Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Empresarios aragoneses y navarros tratan de promover un complejo de ocio en Borja

El proyecto, denominado Los huertos de la laguna, abarcaría 46 hectáreas de suelo.

Plano de la urbanización.
Plano de la urbanización.
Heraldo

Un grupo de empresarios aragoneses y navarros promueve un ambicioso complejo urbanístico y de ocio en Borja que, en una superficie de 46 hectáreas, incluiría entre 200 y 250 parcelas para su uso como huertos, zonas deportivas, un mini campo de golf, un espacio dedicado a viviendas y zonas verdes.

Este plan, denominado Los huertos de la laguna, se ubicaría en un terreno entre Borja y Maleján comprendido entre la N-122 y la zona por la que podría discurrir la futura variante que reclama desde hace años el municipio. Los promotores contemplan una inversión que podría rondar los 20 millones de euros. Jesús María Ramírez, asesor urbanístico de la sociedad, adelantó el objetivo de esta iniciativa: "Se busca crear un modelo de integración del territorio con el impulso de actividades turísticas, de ocio y deportivas". Así, el proyecto prevé delimitar un tercio de la superficie total con parcelas de entre 400 y 500 metros cuadrados, que saldrían a la venta como huertas, donde se podrían edificar casetas para aperos. Tampoco descartan la opción de alquiler.

El alcalde de Borja, Eduardo Arilla, adelantó el apoyo municipal a esta promoción, cuyos detalles trasladó el pasado miércoles al consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda del Gobierno de Aragón, José Luis Soro, durante su visita a la localidad.

El procedimiento pasa ahora por modificar el Plan General de Ordenación Urbana del municipio de la comarca de Campo de Boja para "incluir esta intervención", ya que el diseño actual "no contempla una urbanización de este tipo", indicó el responsable local. Desde la sociedad apuntaron que se está trabajando ya en el desarrollo de la promoción y, si todo avanza según los plazos previstos, las máquinas podrían iniciar el movimiento de tierras en menos de dos años. Tal y como destacó Ramírez, se ha presentado la consulta medioambiental al Inaga, de manera que "toda la documentación está preparada para iniciar el trámite administrativo", pero "hay que partir de planteamientos realistas".

Desde el departamento de Vertebración del Territorio de la DGA explicaron que tras esta primera toma de contacto se emplazó a las partes a una reunión más técnica, en la que se adelanten las líneas principales del plan.Recuperar una antigua laguna

El solar previsto para este complejo consta de una antigua laguna, de ahí el nombre de la promoción, que se quiere recuperar. En torno a ese espacio, se organizarían determinadas actividades fluviales y de pesca.

Este embalse, junto a un área verde en la que se crearía una caseta para taquillas y vestuarios, superaría los 37.000 metros cuadrados. Estaría rodeada de las huertas privadas, que se extenderían también junto a un espacio, con una fuente y distintas pistas deportivas para practicar fútbol o pádel.

El complejo, que abarcaría una superficie de 460.100 metros cuadrados, tendría cuatro accesos, para facilitar la circulación tanto desde el casco urbano de Borja como desde la carretera nacional.

Una de las actuaciones incluidas en el plan es un mini campo de golf, que podría tener ocho hoyos, según dijo el alcalde, Eduardo Arilla. Para esta actividad deportiva se destinarían más de 38.000 metros cuadrados, e incluiría un ‘green’ de prácticas. El espacio lateral de este campo se urbanizaría para construir un área residencial, con capacidad para entre 40 y 60 viviendas. En total, estas edificaciones ocuparían aproximadamente tres hectáreas del complejo.

El plano incluye, además, una serie de caminos internos para conectar todas las infraestructuras, así como otros espacios libres y aparcamientos.Valor turístico

"Queremos –valoró el asesor urbanístico– recuperar la idea de la huerta y los valores tradicionales". El objetivo es atraer a gente procedente de comunidades cercanas, "aprovechando la situación estratégica de la localidad de Borja, próxima a Navarra, La Rioja y Castilla y León, y también a Madrid y Cataluña".

Ramírez adelantó que el plan es "un complemento más a todo el movimiento turístico que se está registrando en el Campo de Borja, en torno al vino, a las actividades que se quieren desarrollar en el embalse de la Estanca o al que se registra por el eccehomo", ubicado en la iglesia del Santuario de Misericordia, a unos kilómetros de distancia.

Los promotores de esta iniciativa, además, no descartan "favorecer la posible recuperación de las cercanas bodegas en cuevas", que existen por el entorno, "que podría resultar un atractivo más aprovechando también la ruta de la garnacha". Esta idea, por el momento, no está incluida en el proyecto. El portavoz de la sociedad puso de manifiesto que "esta promoción pretende conseguir un tratamiento natural del territorio, respetando el medio ambiente y con el menor impacto posible". El alcalde, por su parte, valoró positivamente la creación de puestos de trabajo que podría generar la fase de ejecución de las obras, además de los empleos que precisaría el complejo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión