Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

#YoComproEnAragón

El 63% de los jóvenes prefiere los centros comerciales a las tiendas de proximidad

El Plan de Comercio, con 60.000 € este año, fomentará el consumo en los barrios.

Rebajas
Rebajas

Necesitan un empujón y el Gobierno municipal ha diseñado unas líneas maestras para procurar dárselo. El comercio de proximidad, el que con más crudeza ha sufrido la crisis de consumo, busca un impulso que evite que se sigan cerrando establecimientos en los barrios. En 2009, el anterior Plan de Comercio Local cifraba en 8.400 las tiendas existentes en la ciudad, mientras que los informes con los que se está elaborando el nuevo tienen 7.104 comercios censados. Esto significa que en el último lustro se han perdido hasta 1.300 establecimientos, y estos vacíos generan "cicatrices comerciales" en barrios tradicionales como Las Fuentes, Las Delicias o San José.

Además, el estudio de los hábitos de compra en Zaragoza arroja datos aún más preocupantes como el que el 63% de los jóvenes (entre 18 y 29 años) ignora el comercio de proximidad y prefiere por las grandes superficies, aunque este porcentaje baja a un (todavía muy alto) 39% si se amplía el rango de edad.

"Hay que apostar por el pequeño comercio porque contribuye a crear más de 14.000 empleos directos y de calidad en la ciudad", explica la concejal delegada de Educación e Inclusión, Arantza Gracia, en contraposición con "la precariedad que sufren los trabajadores en los centros comerciales". La edil señala además que el circuito corto de distribución "genera menos residuos por lo que hace que sea un comercio más sostenible medioambientalmente" y que las compras en los barrios "fortalecen los lazos sociales dentro de cada distrito".

La intención del nuevo Plan Local del Comercio es ahondar a lo largo de los próximos tres años y medio en diversas líneas de trabajo que pasan por facilitar los trámites con el Ayuntamiento (en la pasada campaña de Navidad hubo trabas burocráticas municipales para colocar la decoración) y por abrir un portal de apoyo en internet "en que se visualicen todos los establecimientos censados".

Gracia también destaca que se tratarán de "tejer redes" con las asociaciones de vecinos y los propios comercios para mejorar los servicios. En este sentido, ya se ha hecho un primer ‘experimento’ y hay 90 establecimientos adscritos a la ‘red de comercios amigables con las personas mayores’, que han eliminado barreras arquitectónicas para facilitar el acceso a estos clientes.

Sin abandonar el apartado urbanístico (de hecho se contará con la colaboración de Zaragoza Vivienda), el Plan también se propone que los ejes secundarios de los barrios consolidados no continúen acumulando persianas echadas y que nuevos emprendedores (a ser posible de consumo sostenible) se hagan con esos locales.

Jesús Blanco, responsable de Promoción Empresarial de Zaragoza Dinámica, citó el ejemplo "la zona inferior de San José, desde Miguel Servet hasta Cesáreo Alierta, donde ha habido muchos cierres, sobre todo, en la acera de la izquierda. Se ven brechas urbanísticas con locales muy grandes, lo que entraña una dificultad añadida a la hora de alquilarlos porque el comercio ahora busca menos superficie".

El equipo de Gobierno tiene presupuestados 60.000 euros este año para desarrollar el Plan, que se suman a los 40.000 del convenio con la Federación de Empresarios de Comercio de Zaragoza (ECOS) y otros 100.000 para las asociaciones vecinales y de comerciantes de Zaragoza.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión