Despliega el menú
Zaragoza

13.600 firmas para rechazar la segunda línea del tranvía

Distintas asociaciones de empresarios y vecinos las han presentado en el Ayuntamiento.

Recreación del paso del tranvía por el Coso Bajo, frente al Teatro Principal.
13.600 firmas para rechazar la segunda línea del tranvía
Heraldo

La Asociación de Empresarios del Sector Comercial Avenida Madrid, la Asociación de Vecinos Nuevo Delicias, la Asociación de Vecinos Nuevo Futuro, la Asociación Cultural Catalina de Aragón, la Asociación de Vecinos Conde Aranda y la Asociación de Vecinos Vía Romana han presentado este jueves en el Registro del Ayuntamiento de Zaragoza un total de 13.600 firmas, recogidas desde el pasado mes de abril, para mostrar su "total oposición" al proyecto para la construcción de la segunda línea del tranvía.

La iniciativa también cuenta con el apoyo de la Asociación de Empresarios del Sector Comercial Miguel Servet y de Conde Aranda, al ser calles por las que pasa directamente el trazado de la segunda línea.

Así, las diferentes asociaciones han pedido la paralización "inmediata" de la licitación del concurso preparatorio de estudios y proyectos de la segunda línea.

El presidente de la Asociación de Empresarios del Sector Comercial Avenida Madrid, Sergio Bretos, ha explicado que esta nueva línea supondría una "modificación sustancial en los hábitos básicos de las personas" y ha asegurado que "agravará" los problemas ya existentes.

El máximo responsable del Sector Comercial Conde Aranda, Joaquín Contamina, ha confirmado que, tras informar a los comercios de la zona, "muchos han expresado su intención de cerrar o de irse a otras zonas". Algo similar ha explicado José Manuel Cazorla, presidente del Sector Comercial Miguel Servet, que ha indicado que el efecto de la segunda línea del tranvía sería "la muerte de negocios y el fin a muchos puestos de trabajo".

Por último, la Federación de Empresarios de Comercio y Servicios de Zaragoza y Provincia (ECOS) en boca de su presidente, José Antonio Pueyo, ha señalado que el proyecto es un "despropósito" y ha recalcado su postura "contraria a cualquier obra que afecte a los resultados de nuestros comercios".

Etiquetas