Zaragoza
Suscríbete

Cientos de personas se concentran para que Averly sea Bien de Interés Cultural

La marcha ha comenzado en el Paraninfo y ha llegado hasta la antigua fundación.

Solo el 38% de la fundación está protegido
Cientos de personas se concentran para que Averly sea Bien de Interés Cultural

Miembros de la Plataforma Salvemos Averly se han concentrado esta tarde ante las puertas del Paraninfo de la Universidad de Zaragoza para exigir al Gobierno de Aragón que se declare Bien de Interés Cultural (BIC) todo el conjunto de esta industria de fundición, situada en el Paseo de María Agustín.

Con el lema 'Salvemos Averly. Es nuestra Zaragoza', varios cientos de personas, según la organización, se han dado cita ante esta convocatoria para "defender el valor de un patrimonio de la ciudad, que no se puede puede tirar", ha indicado el portavoz de la Plataforma, Francisco Javier Rodríguez.

Rodríguez ha recordado que este conjunto fabril "solo está protegido en un 38%, que es la parte que se ha declarado BIC, y pedimos que se extienda a todo" para evitar "un deterioro mayor de unos inmuebles, que están en situación deplorable porque se ha llevado el mobiliario, las piezas industriales y todo lo que había", ha lamentado.

El portavoz de la Plataforma ha explicado que "tenemos fotos catalogadas de desde que se pone en marcha esta industria, en el año 1855" en las que se constata "el gran valor que tenía desde el primer momento, pero la DGA solo ha protegido lo más importante"

Inicialmente, Averly se dedicó a la producción de generadores de eletricidad para los saltos de agua y su posterior crecimiento y diversificación de actividad le llevó a la creación del mobiliario urbano de Zaragoza y de muchas otras ciudades, además de encargarse de la fundición para tiendas de muebles y esculturas urbanas.

Uso abierto

La repesentante de la Acción Pública para la Defensa del Patrimonio Aragonés (APUDEPA) Teresa Iriarte, ha explicado que esta asociación ha elaborado un proyecto para darle "utilidad cultural y formativa" a Averly.

Iriarte ha indicado que se trata de un "uso abierto y amplio porque se trata de un espacio con muchas posibilidades" y ha apuntado que se podría "constituir una asociación entre instituciones, los propietarios y las entidades de defensa de Averly para hacerse cargo de este patrimonio industrial y consensuar un uso entre todos".

Una de las zonas se podría destinar a uso cultural y de difusión del patrimonio, y otra área se podría orientar para escolares, mediante la programación de talleres ocupacionales, en los que aprender la industria de la fundición y también, se podría dedicar algún espacio, como las antiguas caballerizas, para usos del barrio, ha concluido.

Etiquetas