Zaragoza
Suscríbete

Tío Jorge

"Estamos encantados con el quiosco del parque Tío Jorge"

Una pareja de zaragozanos regenta desde hace tres semanas este establecimiento, que llevaba más de diez años sin uso.

Quiosco Tío Jorge
?Estamos encantados con el nuevo quiosco del parque Tío Jorge?
TERESA MARTÍN

Lorena Fernández, autónoma, y Óscar Ruiz, en paro hasta hace pocas semanas, decidieron hace unos meses, mientras paseaban por el parque Tío Jorge, “lanzarse a la aventura”, tal y como ellos mismos lo definen, y poner de nuevo en marcha un quiosco de la citada zona verde que llevaba más de diez años cerrado.

“Nos dijeron que el año pasado había salido a concurso y que quién en un principio lo había solicitado, finalmente se echó para atrás. Este año nosotros hemos decidido volver a ponerlo en marcha, después de haber valorado otras opciones como el quiosco del parque Torre Ramona, en Las Fuentes”, apunta Lorena Fernández. “Los dos llevaban mucho tiempo en desuso, pero este, tenía mayores posibilidades porque contaba con algunas reformas y mejoras de las que carecía el anterior”.

Desde que se pusieran manos a la obra, arreglando el techo, acondicionando el sistema eléctrico y diseñando el local hasta la actualidad, han pasado unas “cuanta semanas”, pero solo tres desde que levantaran la persiana y las primeras valoraciones por parte de los dueños son “muy buenas”.

La gente está respondiendo muy bien. A partir de las 20.00 solemos tener las mesas llenas y lo cierto es que, cuando baja el sol, se está genial”, cuenta Fernández. Y es que en el Jardín de Jorge, tal y como se llama el quiosco, se puede desde tomar un refresco o una copa, hasta disfrutar de un elaborado bocadillo o de un plato combinado. “Somos solo dos personas y no paramos. Eso es lo bueno. Ojalá sigamos en esta línea”, comenta Lorena Fernández. “Por el momento, estamos satisfechos”, dice la joven.

Pero no solo los regentes de este nuevo pero antiguo quiosco se sienten “satisfechos”, también sus clientes. Es el caso de Marina Pardos, una vecina del Arrabal que asegura haber estado “en más de una ocasión, tomando una caña”. “Es un lugar muy tranquilo y se está genial. Ya era hora de que alguien lo cogiera y le diera vida. Los vecinos estamos encantados”, comenta Pardos.

Opinión compartida la de Manolo Jerónimo. “Yo vivo más hacia el Picarral, pero tenemos unos amigos que residen en este barrio. Hace tan solo unos días estuvimos picando algo y fue bastante agradable. Además los precios no son altos. Yo, lo recomiendo”, dice Jerónimo.

Es otra manera de ver y disfruta del parque Tío Jorge, que tanta vida tiene durante el día. Para lo que llevamos residiendo aquí toda la vida, la verdad es que nos ha encantado que volvieran a abrir el quiosco”, asegura Pepe López, vecino de Arrabal.

Para quienes todavía no lo conozcan, el horario de apertura de El Jardín de Jorge es de 10.00 a 00.30 de lunes a jueves y de 10.00 a 02.00, los fines de semana. “De momento, estamos muy contentos con el resultado. Nuestra intención pasa por continuar con el quiosco durante unos meses más”, concluye Lorena Fernández.

Etiquetas