Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

EQUIPAMIENTOS PARA EL BARRIO

Urbanismo estudia ceder más suelo a Rosales ante el conflicto con Remar

El Ayuntamiento aportaría más suelo al barrio, pero los vecinos rechazan cualquier salida que permita a la ONG instalarse en la zona.

Los vecinos ya se han dejado oir en las calles de Zaragoza
Los vecinos de Rosales del Canal rechazan la cesión de dos parcelas a entidades privadas
I. M.

El prolongado conflicto que mantienen los vecinos de Rosales del Canal con el Ayuntamiento de la capital aragonesa por la ubicación de un nuevo centro de la oenegé Remar sigue encallado. El último capítulo tuvo lugar en la Comisión de Urbanismo celebrada esta semana, en la que el grupo del Partido Popular reclamó al consejero Pérez Anadón una rápida solución.

Desde un primer momento –las protestas se iniciaron el año pasado, con la cesión por parte del Consistorio de una parcela del barrio a la citada oenegé-, los vecinos han apelado a la falta de suelos y servicios para evitar el desembarco de una entidad evangélica que califican de “dudosa ideología”.

Por ello, el consejero de Urbanismo aseguró que estudiarían habilitar más terreno dedicado a equipar el barrio con diferentes servicios, de forma que ambas partes salieran beneficiadas. “Si Remar supone un déficit de servicios para los vecinos, seguro que llegamos a una solución”, señaló Pérez Anadón.

Tras la cesión del suelo, Remar realizó un proyecto, cuyo coste rondó los 200.000 euros, para usos asistenciales. De ahí que, pese a que se les ha ofrecido un nuevo emplazamiento, la oenegé se ha negado en repetidas ocasiones.

Por todo ello, los vecinos aseguran que van a seguir con sus protestas. La propuesta de Pérez Anadón “no es una solución”, asegura el representante vecinal Nacho del Corral. “En varias instituciones consultadas, como el entonces Ministerio de Igualdad o el propio Instituto Aragonés de la Mujer, dudan de la legalidad de Remar, por sus ideales y su actividad sectaria, y nadie quiere algo así cerca de sus hijos”, apunta.

Los vecinos subrayan que, incluso, en el blog de Juan Alberto Belloch se hacía alusión directa al problema el pasado 31 de marzo. Ese día, la bitácora del primer edil señalaba que "en el próximo pleno del Ayuntamiento mi grupo presentará una moción por la que el solar público destinado a local para la asociación Remar pasará a ser un espacio de equipamiento público". Recordando esta promesa, los vecinos afirman sentirse "utilizados" por "motivos electorales".

Este lunes mantendrán la enésima reunión con el área de Urbanismo y el martes se debatirá en el Pleno municipal una moción del Partido Popular sobre este tema. “Después informaremos a todos los vecinos de la situación”, que, si nada lo impide, culminará con una nueva manifestación prevista para el próximo 5 de noviembre.

Etiquetas