Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

PASTELERÍA

El roscón de San Valero encabeza el 'top ten' de los dulces típicos en Zaragoza

Mañana es el día del año que más dulces se venden en Zaragoza. Los roscones de San Valero y Reyes son los postres preferidos de los zaragozanos, según la Asociación de Pasteleros de Zaragoza.

Manto del Pilar
El roscón de San Valero encabeza el ránquin de los pasteleros
HERALDO

San Valero es el patrón de la ciudad y debería de serlo también de los pasteleros. Mañana es el día grande del año para el sector de las pastelerías. El 29 de enero y el 6 de enero son las fechas más señaladas para este negocio.

«Nuestra temporada es de octubre a mayo, en verano casi no se venden pasteles. Y enero es claramente el mejor mes del año para las pastelerías. El roscón de San Valero es el postre más veterano y el que más se vende. El de Reyes ha ido creciendo mucho», explica Germán Gracia, presidente de la Asociación de Pasteleros de Zaragoza.

¿Qué dulces gustan más a los zaragozanos? La Asociación de Pasteleros de Zaragoza elabora el ránquin de los más vendidos:

Roscón de San Valero

Es el postre más típico de Zaragoza. Hace décadas se hacían sin relleno (ni nata, ni crema o trufa). Cada 29 de enero se venden unos 75.000 roscones en la ciudad.

Roscón de Reyes

La masa es igual que el de San Valero. Esta tradición ha ido creciendo cada vez más, porque las familias se reúnen por Navidad. Se venden menos unidades (unas 70.000) pero más grandes que para San Valero.Reliquias de Santa Águeda

Este dulce (unas ‘tetillas’ rellena de nata y trufa, cubiertas de chocolate y con una guinda encima) tuvo su punto álgido hace unos diez años. Ahora ha bajado pero se siguen vendiendo bien cada 5 de febrero, unas 30.000 unidades.

Manto del Pilar

El 12 de octubre es el día del 'manto de la Virgen’, una masa hojaldrada. Tiene bastante éxito (unas 20.000 unidades). Es un día en el que también se venden mucho otro tipo de dulces.

San Jorge

Hace treinta años se creó el lanzón, con tres capas de bizcocho, cubierto de yema tostada y decorado con un cachirulo. Se vende bien, unas 20.000 unidades. Pero los pasteleros creen que 2011 va a ser un mal año porque el 23 de abril cae en sábado santo.

Todos los Santos

Es una buena fecha para las pastelerías. Se preparan buñuelos, huesos de santo y panellets.

Otros

El roscón de San Blas ha perdido muchos seguidores, solo se venden unos 5.000. El corazón hojaldrado de San Valentín se vende más (unos 10.000). Los pasteleros inventaron una empanada para el 5 de marzo, pero no ha tenido mucho éxito (unas 4.000). Para San José se venden unas 8.000 corbatas (un bizcocho de crema y nata). Para la Expo intentaron implantar unos pasteles nuevos, los Caprichos de Aragón, pero no cuajaron entre el público.

Etiquetas