Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Movilidad

El Ayuntamiento reforzará las tres líneas de bus a Ranillas cuando se reabra la Expo

Las dos circulares y la 48 incrementarán su frecuencia en función de la demanda de viajeros que genere el parque empresarial.

El Ayuntamiento de Zaragoza pretende evitar que el desplazamiento de cualquier persona hasta el parque empresarial de la Expo se convierta en una odisea. Con este objetivo, reforzará las tres líneas de transporte público que dan cobertura al meandro de Ranillas, las dos circulares y la 48, cuya frecuencia actual impediría prestar servicio a los miles de trabajadores y visitantes que ya se esperan recibir a lo largo de este año. De entrada, se descarta alargar o desviar otras líneas o crear nuevas, como se hizo con motivo de la celebración de la muestra internacional.

La mejora deberá estar lista para la próxima primavera, cuando se abra el complejo de oficinas. Los funcionarios de la Tesorería de la Seguridad Social serán los primeros en llegar a Ranillas, donde ocuparán una planta de 2.151 metros cuadrados. El desembarco del resto de organismos públicos y de las escasas firmas privadas que han adquirido o alquilado locales se prolongarán por goteo a lo largo del año. Si se cumplen las previsiones oficiales, nueve de los doce edificios integrados en la primera fase de reconversión de la post-Expo, que ocupan todo el bloque de edificios frente a la Ronda del Rabal, estarán parcialmente habitados a finales del año que viene.

Los trabajadores y visitantes no tendrán muchas opciones para desplazarse en transporte público, ya que deberán enlazar desde cualquier punto de la ciudad a través de las circulares 1 y 2 (Ci1 y Ci2). Ambas líneas registran una media de 240.000 viajeros mensuales y su frecuencia ronda oficialmente los diez minutos, según la información de la concesionaria Tuzsa.

El problema reside en que ninguna cumple las frecuencias establecidas, hasta el punto de que el servicio municipal de Movilidad Urbana está estudiando su posible modificación. Además, los dos trazados difícilmente pueden cubrir el centro y el casco histórico de la ciudad, puesto que discurren (cada una en un sentido) por los barrios de Delicias, Universidad, San José, Las Fuentes, La Jota, Picarral y Actur.

La conexión con el centro estaría cubierta con la línea 48, que se creó como como una lanzadera entre el paseo de Pamplona y el parque del Agua a raíz de la Expo. El Ayuntamiento apuntó que se podría mejorar su frecuencia, que se redujo "al mínimo" tras la celebración del evento porque apenas registraba usuarios. En la actualidad, pasa un autobús cada hora, por lo que no serviría ahora mismo para atender a una potencial demanda de trabajadores.

Desde el servicio de Movilidad Urbana se considera que, sin mayor problema, se podría reducir a media hora, aunque todo dependerá del flujo de incorporaciones de empresas al parque empresarial de la Expo y la demanda que vayan generando. "Esto es un proceso habitual, como ya se hizo en Valdespartera, donde se incrementó el servicio de forma progresiva conforme fueron llegando vecinos al nuevo barrio", manifestaron.

Una de las sedes que generará un mayor movimiento de visitas es la jefatura provincial de Tráfico, que compró un edificio completo, de cuatro plantas y 4.930 metros cuadrados, para centralizar toda la tarea administrativa y de atención al público. Y su traslado desde Gómez Laguna se acometerá en el primer semestre del año si se cumple el calendario de la sociedad pública Zaragoza Expo Empresarial.

El Ayuntamiento dejó muy claro que planificará todo en función del calendario de incorporaciones de sedes empresariales e institucionales a Ranillas. Y dio por hecho que habrá la máxima coordinación con la sociedad pública, en la que el Ayuntamiento tiene un porcentaje de acciones simbólico y cuenta con un consejero, el responsable municipal de Cultura y Grandes Proyectos, Jerónimo Blasco.

Lo que no hará falta es extender el servicio municipal de bicicletas. La contratista de Bizi Zaragoza dispuso de tres estaciones de aparcamiento en las inmediaciones del recinto de Ranillas: una en la calle de Clara Campoamor, otra en la rotonda de Ranillas con Ruiz Picasso y una tercera en la Ronda del Rabal, frente al Palacio de Congresos.

Etiquetas