Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

CUENTAS MUNICIPALES

Belloch rectifica con los Juegos olímpicos

El PSOE suprime la partida específica para las Olimpiadas, pero los nacionalistas admiten una genérica que permitiría sufragar los gastos. IU califica el acuerdo de "absolutamente insolvente" para responder a la crisis.

Junta de portavoces.
Belloch rectifica con los Juegos olímpicos
OLIVER DUCH

Ante la tesitura de quedarse sin presupuesto, el gobierno PSOE-PAR se vio obligado ayer a ceder y suprimir la partida destinada a financiar los gastos del Consorcio que promueve la candidatura Zaragoza-Pirineos a los Juegos Olímpicos de 2022. De este modo quedó garantizada la abstención de CHA y por lo tanto la aprobación de las cuentas municipales de 2011. Pero esto no significa que el Ayuntamiento no vaya a destinar recursos a los Juegos Olímpicos. Los socialistas consiguieron que los nacionalistas aceptaran una partida genérica de 5,8 millones que, aunque infradotada, dará margen de maniobra al gobierno para cumplir con sus compromisos con los Juegos, sin descartar otras posibles soluciones presupuestarias que se plantearan el próximo ejercicio.

El PSOE optó ayer por el sentido práctico. Tras una torpe negociación con CHA, basada en una sucesión de órdagos que no han podido mantener, los socialistas tuvieron que tragar, conscientes de que encarar la precampaña electoral con un presupuesto prorrogado era muy arriesgado. No en vano, no se han cumplido ninguna de las dos exigencias que había hecho el alcalde de Zaragoza, Juan Alberto Belloch, antes de empezar la negociación: que acabase antes del 31 de noviembre y que hubiera una partida específica para grandes proyectos.

¿Cómo se fraguó el acuerdo? El lunes, después de que el gobierno PSOE-PAR tumbara las enmiendas de la oposición, CHA e IU, únicos socios viables, dejaron contra las cuerdas un posible pacto. Los socialistas notaron el vértigo de la prórroga y se vieron obligados a buscar una solución de compromiso.

Centraron su estrategia en CHA, que presentaba un paquete de 10 enmiendas al presupuesto, por una cuantía de 2,1 millones. Era más fácil el pacto con los nacionalistas que asumir las 114 de IU, valoradas en 9,2. Los nacionalistas ya habían rechazado la posibilidad de recortar la partida olímpica como solución intermedia, por lo que los socialistas plantearon la creación de una genérica que agrupara los gastos en todas las sociedades y consorcios en los que participa el Ayuntamiento, incluidos los de los Juegos. CHA volvió a decir que no.

La única solución viable para salvar las cuentas era reducir en 300.000 euros la partida genérica (lo previsto para los Juegos), para ver si CHA aceptaba. Así se planteó a primera hora de la mañana de ayer. Los nacionalistas lo admitieron, a pesar de ser conscientes de que era una victoria más simbólica que real. Pero también sabían que tensar demasiado la cuerda les colocaba en una posición de intransigencia que tras las concesiones del PSOE era difícil de sostener. Corrían el riesgo de ser acusados de ser culpables de la prórroga presupuestaria. CHA también ha tenido que ceder. No solo porque admita la citada partida genérica. Como corresponsable de su aprobación, asume unas cuentas con una inversión pírrica, que congelan las partidas sociales y con severos recortes en vivienda, cultura o barrios.

Tanto el PSOE como CHA trataron de salvar su posición tras el acuerdo. Mientras Fernando Gimeno aseguraba que el pacto presupuestario no impedirá al gobierno cumplir sus compromisos con el Consorcio de los Juegos, el portavoz nacionalista, Juan Martín, esgrimía que había logrado eliminar la partida para los Juegos, tal y como había exigido desde el principio de la negociación. Los dos tenían razón. El alcalde, para evitar dudas, declaró en Radio Zaragoza que "nadie se retira de los Juegos" e incluso dijo "no comprender" la transaccional que presentaba su propio partido para llegar a un acuerdo con CHA. "Pero son cosas tan serias que si hay que hacer esa enmienda, la hago. Qué remedio", afirmó.

¿Y qué pasa con IU? El acuerdo con CHA dejó en suspenso la negociación con IU. No obstante, Gimeno se mostró dispuesto a aceptar alguna enmienda de esta formación, como recuperar el plan 'Estonoesunsolar' para conseguir su abstención en el pleno y aislar al PP. Pero IU parece lejos de sumarse al pacto, al menos de momento. Aunque no desveló su posición en el pleno, arremetió contra el acuerdo entre el gobierno PSOE-PAR y los nacionalistas.

Su portavoz, José Manuel Alonso, afirmó que ayer culminó un "debate presupuestario más propio de estrellas del celuloide que de dirigentes políticos de izquierda". Para Alonso, "se escenifica la opción de PSOE por un acuerdo fácil y barato". Según el edil, la transaccional de los Juegos "es un cambio cosmético" y subrayó que el PSOE "esconde estos fondos y CHA asume la trampa". "Es lamentable que dos fuerzas que se definen de izquierdas lleguen a un acuerdo tan absolutamente insolvente para dar respuesta a los efectos de la crisis", concluyó.

Etiquetas