Zaragoza
Suscríbete

TRÁFICO

Nuevas obras del tranvía obligan a cortar tres carriles del paseo de Pamplona

Mañana comienza a construirse la subestación eléctrica de la plaza de Paraíso, que dificultará el tráfico aunque "la circulación está garantizada".

Zaragoza. Los trabajos para dotar de suministro eléctrico a la subestación del tranvía de Zaragoza, a través de una subestación que se situará en la plaza de Basilio Paraíso, comenzarán mañana y se prolongarán previsiblemente durante todo el mes de agosto.

Con el fin de instalar una tubería que conecte esta zona del itinerario de la Línea 1 con la estación de Endesa, se procederá a abrir una zanja atravesando el paseo de Pamplona, que afectará al tráfico en esta zona, según informa el Ayuntamiento. A partir de mañana, se ocupará un carril y medio por sentido en la confluencia de dicha vía y la plaza de Paraíso, a lo largo de un tramo de unos 15 metros, si bien "el tráfico estará garantizado al permanecer habilitados dos carriles de más de cuatro metros, uno en sentido de subida y otro en el de bajada", aseguran fuentes municipales.

Durante las próximas semanas, el recorrido de los vehículos se modificará según avancen las obras, sin que se tenga que cortar totalmente el tráfico en ningún momento.

Centrales de suministro

La subestación eléctrica de Paraíso, junto a la de Cocheras, son las que proporcionan suministro eléctrico a toda la primera fase del tranvía de Zaragoza, desde su inicio en Valdespartera hasta la zona de Gran Vía. Además de la que está a punto de comenzar a construirse, hay otra subestación en la plaza de Villa de Toulouse, que no toma corriente, sino que controla su paso a través de la catenaria.

La colocación de estos postes, imprescindibles para la parte aérea del tranvía, está prácticamente concluida después de que se hayan instalado ya los de Gran Vía, que hace unas semanas volvió a abrir al tráfico. A los transeúntes les llaman la atención por su envergadura (son de una aleación de hierro y carbono, y miden 10,5 metros de altura), a pesar de que aún apenas se ve el 'tronco' de estas estructuras que tendrán forma de 'T' con ménsulas y anclajes.

A falta de su instalación y de la del mobiliaria urbano, las obras continúan a buen ritmo aunque no hay aún una fecha concreta para su finalización. Tanto el Ayuntamiento como la sociedad Los Tranvías de Zaragoza, encargada de la ejecución, fijan el final de las obras en el amplio margen "del primer semestre del año que viene".

Etiquetas