Despliega el menú
Zaragoza

Blanqueo de capitales

La 'lavadora' de los Pinilla deja de centrifugar

Si las últimas imputaciones de la Policía prosperan, toda la familia Embarba-Pinilla -matrimonio y tres hijos- se_sentará en el banquillo. El Grupo de Blanqueo de Capitales asegura que el clan ha hecho una ¿colada¿ de casi 5 ¿kilos¿ entre los años 2002 y 2009.

El 18 de marzo de 2009, la 'lavadora' de los Pinilla dejó de funcionar. Pero hasta entonces, la máquina había trabajado sin descanso, consiguiendo blanquear casi cinco millones de euros en otros tantos años. Esas son las cuentas que ha sacado la Policía, que acaba de remitir al juez tres voluminosos informes en los que amarra cualquier cabo suelto de la presunta trama de corrupción urbanística de La Muela. El trabajo ha sido ímprobo, pero ha permitido destapar -a base de facturas, extractos bancarios, análisis de escrituras, contratos de compraventa, etc- un sinfín de amaños y excesos. La alcaldesa y los suyos aparecen vinculados a la mayoría de ellos.

Si las últimas imputaciones de la Policía prosperan, toda la familia Embarba-Pinilla se sentará finalmente en el banquillo de los acusados, en un macrojuicio para el que todavía no hay fecha, pero que cada vez está más cerca. A la extensa lista de imputados se han sumado ahora los dos hijos menores de la alcaldesa -Jorge, de 31 años, y Jorge, de 23-. También ha sido encartada la hermana de Mariví Pinilla, Dolores, a quien se acusa de colaborar con ella a la hora de dar salida al dinero "B".

Con los informes y documentos que ha a puesto a disposición del juez instructor, que suman más de 10.000 folios, la Policía trata de desenmascarar el entramado de blanqueo de capitales de los Pinilla, "diáfanamente ligado" (dice) a delitos de cohecho, tráfico de influencias, malversación de caudales públicos, etc. En los movimientos de los distintos miembros de la unidad familiar, los investigadores reconocen "todas las fases típicas de un proceso de blanqueo de dinero de ilícita procedencia".

Procedimiento que comienza, explican, con la "colocación" de los capitales que tienen su origen, entre otros, en los cohechos recibidos por el matrimonio Embarba-Pinilla. Y como ejemplo, nombra los pagos sin justificar que Aranade hacía de forma periódica en las cuentas de la alcaldesa y su marido. Ingresos, entiende la Policía, con los que Julián de Miguel -presidente de la empresa y también imputado- trataba de agradecer a la edil la renovación, año tras año, del contrato para gestionar el urbanismo en La Muela.

Cohechos y 'pelotazos'

El dinero también llegaba a la 'lavadora' por otras vías. Por ejemplo, a través de las operaciones inmobiliarias realizadas con información privilegiada. Uno de los 'pelotazos' más sonados fue el vinculado a la venta de parcelas del SR1 (una de las zonas de expansión del municipio), con el que el matrimonio logró importantes plusvalías comprando terrero rústico que inmediatamente se transformó en urbanizable.

Según el Grupo de Blanqueo de Capitales, la familia transformó después el efectivo en que se materializaban estos cobros ilícitos en otras formas de valor: vehículos de alta gama, inmuebles, pago de impuestos... El objetivo era introducir este capital en el sistema financiero.

Siguiendo el manual, tras la "colocación" se producía la "estratificación" del dinero. O lo que es lo mismo, se llevaban a cabo distintas transacciones para ocultar su verdadera procedencia. La forma más habitual de hacerlo era mediante inversiones, compras diversas, gastos corrientes, amortizaciones de préstamos.

En este sentido, los informes policiales enumeran múltiples operaciones de compraventa de fincas e inmuebles. Y destacan que, a la hora de pagar, casi un millón y medio de euros (1.414.976?) se abonaron en efectivo. Entre los negocios más destacados: la compra de la mansión del Caribe, la casa de Sotogrande (Cádiz) y las dos viviendas de Manilva (Málaga). Entre las que se vendieron antes de las detenciones, el piso de la calle Ferrer del Río de Madrid -operación con la que ganaron casi 100.000 euros- y dos casas en La Línea (Cádiz) -con las que obtuvieron un beneficio de 117.000 euros-.

El lujo y los excesos estaban a la orden del día. Y además de en viajes y caprichos, el matrimonio gastó buena parte del dinero en efectivo en coches de alta gama. Según la Policía, con este fin se desembolsaron 177.362 euros.

El Grupo de Blanqueo de Capitales recuerda que el proceso de blanqueo se completaba con la "integración" del dinero de origen ilícito en una actividad económica aparentemente lícita. Es decir, en forma de rendimientos por las inversiones realizadas y disfrute de los bienes adquiridos (alquileres de inmuebles y rendimientos agrícolas). Pero después de tanta 'colada', esta 'lavadora' ya no está para centrifugados.

Etiquetas