Despliega el menú
Zaragoza

INVESTIGACIÓN

El director de gestión forestal, "satisfecho" por la investigación del incendio de San Gregorio

Contreras espera que la declaración como imputados de cuatro mandos militares contribuya a aclarar cómo se produjo el fuego.

El director general de gestión forestal del Gobierno de Aragón, Alberto Contreras, se mostró ayer "satisfecho" por los avances en la investigación del incendio que el pasado verano arrasó más de 7.000 hectáreas del campo de maniobras de San Gregorio. En relación a la imputación de cuatro mandos del Ejército de Tierra relacionados con el Centro Nacional de Adiestramiento (Cenad), que ayer adelantó este periódico, Contreras insistió en que "se debe explicar con detalle" qué sucedió el 18 de agosto de 2009, cuando se declaró un fuego que tardó tres días en sofocarse.

El responsable de gestión forestal mostró su confianza en las pesquisas judiciales, pero quiso matizar que el Gobierno aragonés ha permanecido hasta ahora al margen. "Desde que extinguimos el incendio, nosotros ya no hemos participado en este proceso. Ni como investigadores de las causas ni en el seguimiento del caso", indicó Contreras, antes de intervenir en la comisión de Medio Ambiente de las Cortes de Aragón, donde presentó el operativo contra incendios forestales para la campaña 2010.

"Me sentiría satisfecho de que cogieran a todos los infractores y negligentes que provocan los incendios forestales, porque quien paga luego los incendios es la propia sociedad", declaró el director general. Como informaba ayer HERALDO, Contreras recordó que las imputaciones de los militares -el teniente coronel jefe del Cenad, el jefe de campo, el jefe de operaciones y el responsable del servicio de extinción de incendios- se derivan de los informes emitidos en su día por la Guardia Civil (Seprona).

Los cuatro mandos han sido citados a declarar el próximo martes. Desde el Gobierno aragonés, esperan que los militares aprovechen su comparecencia ante el juez para explicar qué ocurrió aquel día en San Gregorio.

Durante su intervención en la comisión parlamentaria, Alberto Contreras presentó el dispositivo de este año -que incluye 70 cuadrillas y más de 1.242 puntos de agua- y dijo que la zona arrasada por el fuego en la provincia de Teruel durante el verano de 2009 estará recuperada "en cinco o seis años".

Etiquetas