Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

DEFENSA

CHA e IU alaban la decisión de la OTAN y el PP culpa al Gobierno de Aragón

La decisión de la OTAN de instalar en Sicilia (Italia) su unidad de vigilancia aérea, para la que España había ofrecido a Zaragoza, genera opiniones encontradas en los grupos de las Cortes, ya que mientras CHA e IU alaban la decisión, el PP culpa al Gobierno aragonés de haber contribuido a que se pierda esta "oportunidad".

El portavoz del PSOE en las Cortes de Aragón, Jesús Miguel Franco, ha precisado que ya hacía unas cuantas semanas que el Gobierno de Aragón se había percatado de que, ante determinados cambios en el proyecto original por parte de la OTAN, éste ya no iba a reportar tantos beneficios a Aragón como en un principio se pensó.

Es decir, ha añadido, que era "mucho más" lo que Aragón tenía que aportar que lo que iba a revertir, y por eso se consideró que "no era lógico" seguir apostando por la ubicación en Zaragoza del centro de vigilancia de la OTAN.

Eso además de que "no estaban claras", en su opinión, las servidumbres que un proyecto de estas características podría generar en el Aeropuerto de Zaragoza y en su desarrollo futuro.

Sin embargo, la presidenta del PP Aragón, Luisa Fernanda Rudi, ha señalado la contradicción que supone que hace dos años el Gobierno de Aragón y el de España defendieran las bondades de este centro de vigilancia y ahora parecen justificar la decisión de la OTAN.

Rudi ha lamentado la falta de transparencia que supone que la decisión se haya conocido a través de los medios de comunicación y ha explicado que exigirán que ambos Ejecutivos se manifiesten e indiquen las razones por las que se ha desechado el proyecto.

Además, para el diputado popular Ramón Romero, el Ministerio de Defensa "nunca ha parecido creer en las posibilidades de Zaragoza", lo que "ha pasado factura" a las aspiraciones de la ciudad respecto a un proyecto, recuerda, que podría generar más de 3.000 nuevos puestos de trabajo y que habría "compensado" la deuda histórica de Defensa con la Comunidad.

El portavoz del PAR, Javier Allué, ha lamentado que "una vez más" haya pasado de largo un proyecto que podría haber recalado en Zaragoza y que por su dimensión hubiera tenido "importantes beneficios" para la economía aragonesa.

Ha hecho hincapié en las contradicciones de las informaciones proporcionadas, puesto que "hace cuatro días el proyecto era una maravilla y ahora parece que no vale la pena".

Y ha recordado que Aragón sigue siendo "acreedora" del Ministerio de Defensa por las servidumbres que tiene con éste, por lo que ha manifestado que el Estado podría "haberse esforzado" en competir para que finalmente la propuesta de Zaragoza tuviese éxito.

La presidenta de CHA, Nieves Ibeas, ha recordado que su formación siempre se ha manifestado en contra de este proyecto, y rechazado los argumentos de la creación de empleo y de la generación de I+D+i, cuestiones que podrían conseguirse perfectamente por otra vía.

Ha apuntado que cuando el Gobierno central quiere hacer algo en Aragón, el PSOE de la Comunidad hace "lo que sea" para apoyarlo y es capaz de defender "lo uno y lo contrario" siempre en función de los intereses del partido.

Para CHA, la ubicación de un centro de vigilancia de la OTAN en Zaragoza ponía a la Comunidad en el punto de mira de determinados grupos terroristas y, en todo caso, no conllevaba "ningún beneficio".

Finalmente, el diputado de IU, Adolfo Barrena, ha insistido en que el rechazo a la OTAN es uno de los principios fundacionales de la propia coalición, que rechaza esta base pero no sólo en Zaragoza, sino en cualquier lugar.

Instalar el centro de vigilancia en territorio aragonés, ha añadido, suponía poner "gran parte del territorio de Aragón al servicio del interés geoestratégico de la OTAN y de Estados Unidos".

Etiquetas