Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

EXPO 2008

La reventa en Internet llega a sextuplicar el precio de los pases de temporada de la Expo

Por los abonos de 82 euros, agotados desde el año pasado, se han llegado a pedir 500 euros. Desde la UCA se advierte del peligro de que los tiques sean falsos.

"Vendo lapicero por 500 euros y regalo pase de temporada para la Expo 2008". En el último mes, coincidiendo con la proximidad de la muestra internacional, se han multiplicado los anuncios en distintas páginas de Internet en los que se ofrecen abonos, agotados desde el año pasado, para acceder al recinto de Ranillas. En algunos casos, la reventa llega a sextuplicar los precios originales, dado que la demanda de los pases fue muy superior a la oferta. Los bonos de temporada de adulto que a través de los cajeros automáticos costaron 143 euros el pasado año, se llegan a ofertar a través de Internet por 600 euros; los de noche para un joven menor de 25 años, que tuvieron un coste de 89,20 euros, se intentan vender por 500 euros; o los de noche de adulto, por los que se pagó 119 euros, ahora se piden 350 euros.

Como está prohibida la reventa comisionada de entradas, en el mercado negro se recurre a todo tipo de triquiñuelas imaginativas y se venden marcos de fotos, pines o hasta un Corazón de Jesús de escayola acompañados de entradas. "Vendo bolígrafo rojo por 250 euros y regalo un pase de noche de la Expo. El boli está algo mordido pero la entrada está en perfecto estado y sin personalizar", ironiza un vendedor en Internet.

"Al ser una actividad ilícita, los revendedores emplean trucos para darle la vuelta -expone el presidente de la Unión de Consumidores de Aragón (UCA), José Ángel Oliván-. Pero el gran problema no es la reventa en sí, sino el riesgo de que se trate de una entrada falsa. No hablamos de comprar un bolso de imitación: aquí el peligro es mayor, porque si es un tique falso, no se podrá canjear después". Sin embrago, asegura que ningún consumidor ha reclamado hasta ahora ante la UCA haber sido víctima de alguna estafa de este tipo. Desde el departamento comercial de la Expo, sin embargo, explican que ha habido casos de clientes que han intentado canjear el pase con un tique anulado por robo o pérdida, pero que no se les ha permitido.

Internet se ha convertido en el lugar idóneo para este tipo de transacciones, ya que, al contrario que en otros acontecimientos, en la Expo no es factible la reventa en las inmediaciones del recinto de Ranillas, pues es necesario canjear los pases para que sean nominativos. Por ello, se intentan vender antes de ser personalizados. De los 65.000 pases de temporada, 30.000 de día y 35.000 de noche, se han canjeado alrededor del 50%.

Por otra parte, los abonos tuvieron descuentos en su día si eran para personas con discapacidad, con carné joven o de familia numerosa. En el momento de canjear los abonos se pide, además del DNI y del propio tique, la acreditación que justifique si hubo rebaja del precio, por lo que se debe tener especial cuidado si se compra en Internet una entrada con alguna de esas características.

"He conseguido un pase de temporada por 400 euros esta semana, después de negociar con varios vendedores -expuso ayer una vecina de Zaragoza que responde a las siglas A. A. T-. Es una vergüenza lo que se aprovechan los revendedores. Me han llegado a pedir 900 euros por un abono".

El presidente de la Unión de Consumidores se niega a aconsejar a los que estén interesados en comprar abonos en el mercado negro. "Solo les diría que no lo hagan. Recomendarles cómo conseguir tiques en la reventa es como dar consejos a quien quiere comprar un polo Lacoste falso", concluye. La red, sin embargo, sí que ofrece reglas, como "regatear siempre" o "esperar" a que se acerque el día de la inauguración.

Desde la Expo recordaron ayer que, actualmente, en las taquillas y por los medios oficiales pueden adquirirse tanto los tiques de un día como de tres, así como los pases de ida y vuelta de la telecabina. Por el momento, se han vendido a través de los canales habituales 659.742 entradas, de las que 251.738 son de un día y 408.004 de tres, con las que ya se aseguran cerca de 3.000.000 de visitas a la Expo. La venta de estos tiques, que no tienen limitaciones, ha evitado que la Expo haya sido víctima de especulaciones masivas u objeto de los revendedores profesionales.

Etiquetas