Despliega el menú
Zaragoza

EXP0 ZARAGOZA 2008

Los tres niveles del recinto de Ranillas se unirán con 50 ascensores y una decena de rampas

La sociedad Expoagua señala que su capacidad duplicará con creces la media diaria de visitas, fijada en 68.000 personas.

El área central de la Expo contará con 51 ascensores y 10 rampas y escaleras mecánicas para garantizar al máximo la movilidad por los tres niveles del recinto, donde se concentrarán los 140 pabellones y parte de los escenarios previstos. El 90% de los elevadores ya se han instalado y está muy avanzado el montaje de las siete escaleras y las tres rampas mecánicas previstas en las nueve hectáreas de superficie.

La sociedad Expoagua adjudicó el año pasado por casi nueve millones de euros la instalación de todos los elementos de movilidad, incluidos los del resto de edificios del recinto (Torre del Agua, acuario, Palacio de Congresos y pabellón de Aragón) a las multinacionales Schindler y Thyssengrupp. Los únicos que no se incluyeron en la contrata son los del hotel Hiberus, al ser de propiedad privada. En total, se han contratado 91 ascensores, 28 escaleras y 3 rampas.

Los técnicos señalaron que el flujo entre las tres plantas del recinto (las dos de pabellones más la cubierta que hará las veces de terraza con bar) será mucho mayor que las necesidades reales. Su capacidad duplicará con holgura la estimación media de visitas, en torno a 68.000 personas diarias.

Su diseño difiere en algo a las convencionales que se pueden ver en cualquier centro comercial, ya que serán más grandes. Solo la triple que se está acabando de montar en la pasarela que conecta los pabellones de Ranillas con uno de los edificios del Ebro tendrá capacidad para evacuar a 20.250 personas por hora, un tercio de todas las que se esperan a lo largo de una jornada en todo el recinto. En otro de los puntos neurálgicos de la muestra, la pasarela de la Torre del Agua, se ha previsto otra escalera mecánica doble para atender a un máximo de 6.750 personas por hora. Será la última que se monte, ya que los técnicos esperarán hasta mediados de mayo.

Distribución del público

Tanto las escaleras como las rampas están estratégicamente situadas para distribuir el flujo de visitantes de forma homogénea por el recinto y evitar así aglomeraciones en determinados puntos. Con esta intención se ubican en los extremos, cerca de las tres puertas de acceso a la muestra.

La sociedad pública Expoagua también ha previsto dividir el flujo de los propios trabajadores de la organización y de los visitantes. Para ello, ha restringido el uso de 42 de los ascensores y montacargas, mientras que una decena -nueve ascensores y un montacargas- estarán en todo momento reservados al público.

Cuatro de los elevadores serán panorámicos y su estructura se está montando en la fachada norte del recinto, junto a la Ronda del Rabal y con vistas al parque del agua. Su uso está pensado especialmente para aquellas personas que tengan movilidad reducida.

La organización ha instalado dos grandes escaleras metálicas convencionales en dos de los pabellones situados frente al Ebro. Su capacidad de evacuación es de 3.000 personas.

Etiquetas