Despliega el menú
Zaragoza

ZARAGOZA

José Luis Espelosín, elegido nuevo gerente de la Sociedad Zaragoza Cultural

La decisión se ha tomado a propuesta de la consejera municipal de Cultura, Pilar Alcober, con el único voto en contra del grupo del PP. Espelosín era hasta hoy jefe del Servicio de Control Financiero del Ayuntamiento, donde se encargaba del control de las cuentas de las Sociedades municipales y patronatos.

José Luis Espelosín Audera, licenciado en Derecho y funcionario de carrera del Ayuntamiento de Zaragoza, ha sido elegido por el Consejo de Administración de Zaragoza Cultural como nuevo gerente de este organismo.

La decisión se ha tomado a propuesta de la consejera municipal de Cultura, Pilar Alcober, con el único voto en contra del grupo del PP, informaron a Efe fuentes municipales.

José Luis Espelosín, nacido en Zaragoza, casado y padre de tres hijos, era hasta hoy jefe del Servicio de Control Financiero del Ayuntamiento, donde se encargaba del control de las cuentas de las Sociedades municipales y patronatos.

La decisión de Alcober por esta persona, en lugar de elegirla entre los ochos candidatos que había propuesto la empresa encargada de la selección, ha tenido como componentes principales agilizar el trámite agilizar el trámite y que "se adapte a las condiciones más adecuadas".

De este modo, según dichas fuentes, el nuevo gerente se podrá incorporar al cargo a partir de mañana.

 

El perfil del nuevo gerente es muy diferente que el que se había puesto sobre la mesa hasta ahora. El primer detalle es importante tras la polémica que se ha producido con la intentona de la concejal de Cultura, Pilar Alcober, de colocar a un compañero de partido y agrupación al frente de la sociedad. Espelosín no tiene vinculación con el PSOE. De hecho, colaboró con el gobierno del ex alcalde popular José Atarés.

Su perfil es fundamentalmente técnico y tiene una larga experiencia profesional en el Ayuntamiento, vinculado a las tareas de control de legalidad y de fiscalización económica de la Intervención General. Asimismo, ha sido responsable de auditar las sociedades y patronatos municipales, entre ellos Zaragoza Cultural.

Por lo tanto, su tarea más importante será cuadrar las cuentas de la sociedad tras dos años consecutivos de déficit, el último de 1,5 millones de euros. También deberá vigilar la legalidad de la gestión, tras las dudas suscitadas durante el frustrado proceso de contratación del gerente. Su principal hándicap es el desconocimiento de la política cultural.

Etiquetas