Despliega el menú
Teruel

Gastronomía

Teruel

El precio de la trufa negra se desploma en Teruel ante la escasa actividad de restaurantes y gastrobares

Frente a los 700 euros por kilo de años anteriores, esta temporada es posible comprar este hongo a 150 euros el kilo

Teruel
Luis Mariano Ibáñez, en su tienda de San Julián, muestra trufa negra de su propia cosecha.
Jorge Escudero

El precio de la trufa negra en Teruel ha bajado notablemente debido a las drásticas limitaciones que la pandemia de covid-19 ha obligado a imponer al sector de la hostelería y que se han traducido en un menor número de clientes en bares y restaurantes. Frente a los 700 euros por kilo que ha llegado a costar el preciado hongo en temporadas anteriores, este año, cuando acaba de arrancar la campaña de recogida y salen al mercado las primeras trufas, hay comercios en la capital turolense en los que es posible adquirir este producto a solo 150 euros el kilo.

"Dadas las circunstancias de caída de consumo en restauración que vivimos, con restaurantes y bares cerrados o con una mínima actividad, la trufa negra no está teniendo un precio normal, se está vendiendo por debajo de su coste habitual", explica el presidente de la Asociación de Truficultores de Teruel y representante del sector a nivel nacional, Julio Perales.

"Si no hay consumo, nuestras redes de distribución mayorista no pueden colocar el producto como se hacía antes y eso supone un problema", advierte Perales. El portavoz de los truficultores añade que, al tratarse de un producto perecedero, la trufa negra fresca no se puede almacenar. Una alternativa es destinarla a conserva, pero esta modalidad resta valor al hongo en el mercado.

La situación preocupa mucho al sector de los truficultores, en plena expansión en la provincia de Teruel dada la calidad de la trufa negra que se recoge en los campos de encinas micorrizadas y la gran demanda que este producto tiene en restaurantes de toda Europa. Para contrarrestar los efectos de la crisis, los productores apuestan por una mayor promoción del llamado ‘oro negro’ de la gastronomía.

"Desde la asociación estamos intentando divulgar el consumo de la trufa negra, no solo en restaurantes sino también a nivel doméstico o familiar", explica Perales, quien recuerda que, recientemente, este tipo de hongo fue el producto estrella de uno de los capítulos del popular programa televisivo ‘Masterchef’. "Son momentos muy difíciles para todos, pero muchos sectores están recibiendo ayudas y nosotros, no", lamenta.

En la misma línea se muestran algunos vendedores de trufa en la capital turolense, como Luis Mariano Ibáñez, quien cree necesario "extender la cultura de este hongo para que se consuma habitualmente en las casas". Explica que, en su caso, pese a despachar este año el producto a un precio inferior a los 200 euros el kilo, "no me lo quitan de las manos". A su juicio, lo que hace falta es "que la gente aprenda a cocinar con trufa y se dé cuenta de que el coste del producto no es para nada prohibitivo, pues con unos cuantos gramos puedes aromatizar y realzar muchos platos".

Julio Perales matiza que, no obstante, el precio de la trufa fresca puede variar según la intensidad aromática o la redondez de la pieza, características que revalorizan el hongo.

Etiquetas
Comentarios