Despliega el menú
Teruel

Sucesos en teruel

Atraco frustrado a un banco en plena plaza del Torico de Teruel cuando estaba llena de viandantes

El asaltante ha sido detenido por dos policías, uno de los cuales ha sufrido heridas leves.

La céntrica plaza del Torico de Teruel ha sido escenario la mañana de este jueves de un atraco frustrado que no ha comportado daños personales y que ha concluido con la detención del atracador, un hombre de 54 años originario de un pueblo de la provincia y con antecedentes penales. La Policía Nacional investiga la posible relación del detenido con otros atracos recientes.

La oficina principal del Banco Santander en la capital turolense ha sido asaltada a las 13.15 por un hombre armado con un cuchillo que ha amenazado a un empleado de la entidad para que le diera todo el dinero de la caja. Ante la presencia del hombre armado, todos los clientes que había en la oficina han huido a la calle.

Momento de la detención en Teruel
Momento de la detención
HA

El atracador, tras conseguir una cantidad de dinero indeterminada en la caja, abandonaba la entidad cuando ha sido interceptado por dos policías de paisano que le esperaban a las puertas avisados por una alerta emitida por el propio banco y por la llamada de un vecino. Los agentes le han inmovilizado y han recuperado el dinero sustraído, a la espera de llegada de los compañeros que han trasladado detenido a la Comisaría Provincial en un coche patrulla.

Los hechos han ocurrido con la plaza del Torico repleta de público que hacía las compras navideñas o que tomaba el aperitivo en las numerosas terrazas de este céntrico espacio urbano. Un testigo de la intervención policial ha explicado que, cuando se ha procedido a la detención del sospechoso, los numerosos viandantes que han presenciado la escena han prorrumpido en aplausos.

Un cliente que estaba en la sede del Banco Santander cuando se ha producido el atraco frustrado ha explicado que, aunque no ha podido ver cómo entraba el asaltante en la sucursal, ha escuchado a un hombre que le decía a su pareja: “¡Vámonos que esto es un atraco!”. A continuación, él mismo ha salido a la plaza del Torico y ha podido presenciar cómo el atracador era detenido mientras salía “tranquilamente” del banco por los dos policías de paisano. A juicio de este testigo, la actuación policial ha sido “de diez” por su eficacia y rapidez.

Durante el forcejeo con el asaltante, uno de los dos agentes que lo han inmovilizado ha sufrido una luxación en un dedo de la que ha sido atendido en el hospital Obispo Polanco.

 

Etiquetas
Comentarios