Despliega el menú
Teruel

Sustituir las 988 farolas más ineficientes en Teruel por leds de bajo consumo costará 700.000 euros

El proyecto, gestionado por la sociedad municipal Urban, se extiende por toda la capital y permitirá ahorrar un 78% del consumo eléctrico.

El Ayuntamiento prevé sustituir las luces más ineficientes de la avenida de Sagunto, en la foto
El Ayuntamiento prevé sustituir las luces más ineficientes de la avenida de Sagunto, en la foto
A. G. /Bycofoto

El Ayuntamiento de Teruel sustituirá las 988 luminarias más ineficientes y contaminantes, las de vapor de mercurio, por farolas equipadas con leds de bajo consumo con una inversión de 700.000 euros. La actuación, costeada con cargo al programa europeo Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible Integrado (Edusi), afectará a todos los barrios y permitirá rebajar el recibo eléctrico en un 78%. Además de las sustituciones, se incorporarán 69 puntos de luz nuevos.

El concejal delegado de Infraestructuras, el popular Juan Carlos Cruzado, explicó en el pleno municipal celebrado ayer en respuesta a una propuesta de Ganar que el proyecto para renovar el alumbrado público está ya redactado y pendiente de su aprobación definitiva por la sociedad municipal Urban Teruel SA para ejecutarse. La duración de los trabajos es de cinco meses.

Cruzado señaló que tras la renovación de las luminarias mas ineficientes se acometerá una segunda fase todavía sin proyecto para sustituir las farolas con lámparas de vapor de sodio y esféricas por leds en busca del ahorro energético. Recordó que se empieza por renovar las luces de vapor de mercurio porque desde 2015 su instalación está prohibida.

El plan de renovación del alumbrado, incluido en el programa Edusi, prevé también la sustitución de los 28 cuadros de control de la capital. En total, la adecuación de la iluminación de las calles a las tecnologías de bajo consumo está presupuestada en 1,2 millones de euros. Además, se pretende rebajar la contaminación lumínica, dotar de alumbrado público a tramos de calles que carecen de él y del cumplimiento del reglamento de eficiencia energética en travesías y carreteras de acceso a poblaciones.

Ganar, que proponía la renovación de alumbrado en la plaza de Santa Justa del barrio de San Julián, retiró su iniciativa al estar incluido este espacio público en el proyecto del Urban Teruel SA, que afecta a 48 calles de la ciudad y a la totalidad de los barrios pedáneos de Aldehuela, Caudé, Concud y Villalba Baja.

Por otro lado, el pleno aprobó subir el precio del billete del bus en cinco céntimos para costar 1,05 euros. La subida salió adelante con los votos a favor de PP, Cs, Vox, CHA y Espacio Municipalista (EM), la abstención de PSOE y Ganar y la oposición del PAR.

El pleno aprobó también que la tasa por los servicios de agua y alcantarillado suba un 2,8% tras cuatro años de congelación. Votaron a favor PP, Cs y CHA, mientras que PSOE, PAR, Vox y Ganar se abstuvieron y EM votó en contra.

PSOE y Ganar criticaron al equipo de gobierno PP-Cs por no ejercer suficiente presión sobre la empresa gestora del servicio de agua y alcantarillado para que cumpla sus compromisos de mejorar las infraestructuras. Según denunció el portavoz socialista, Samuel Morón, solo se ha ejecutado el 18% de la inversión comprometida. La alcaldesa popular Emma Buj reconoció que las obras no llevan el ritmo debido.

Ganar aclaró que no se opone a la subida del precio del billete del bus ni a la revisión de las tarifas del agua porque están previstas en los respectivos contratos, pero considera que el Ayuntamiento actúa de forma "negligente" respecto a las dos empresas concesionarias.

Por otro lado, el pleno aprobó por unanimidad una moción del PP para instar a la DGA a firmar "de inmediato" el convenio anual de Política Territorial que destina 305.000 euros a la pavimentación de calles. El Ayuntamiento considera que, en caso de demora, la subvención peligra por falta de tiempo para justificarla.

Etiquetas
Comentarios