Despliega el menú
Teruel

¿Qué tienen en común los melocotones, los tambores, Buñuel y doña Letizia?

La muerte del abuelo materno de la Reina saca a relucir de nuevo sus raíces aragonesas.

Francisco Rocasolano y doña Letizia
Francisco Rocasolano y doña Letizia

La muerte del abuelo materno de doña Letizia, chófer de profesión, ha sacado a relucir de nuevo las raíces aragonesas de la actual Reina de España. El recientemente fallecido Francisco Rocasolano nació en Madrid, pero era descendiente de una familia de emigrantes turolenses.

Su abuelo, un chatarrero llamado Miguel Rocasolano, nació en Calanda en 1836 y emigró junto a su esposa Francisca a Madrid. Allí la pareja crió a Miguel, padre del que pasó a conocerse como 'el taxista de España' cuando su nieta se convirtió en Princesa de Asturias.

Aunque hay que remontarse hasta los tatarabuelos de la Reina para encontrar la relación de doña Letizia con Calanda, esta conexión constituye un motivo de orgullo para muchas personas mayores del municipio, según reconoce su alcalde José Ramón Ibáñez. Entre ellas Pilar Pons, una vecina de 75 años que se emociona al releer una carta en la que la reina Letizia reconoce sus raíces turolenses y que el diario local 'Colenda' hizo llegar hace unos años a todos los vecinos del municipio.

"Cuando el entonces príncipe festejaba con Letizia y hablaron de casarse, en Calanda se armó un revuelo y se decía que su abuelo era de aquí" recuerda esta calandina. Aunque la información no era del todo exacta porque no era su abuelo, sino su tatarabuelo el que vivió en Calanda, doña Letizia tuvo la delicadeza de no desilusionar a un vecino del municipio que le hizo llegar mediante carta "la honra" que le producía a él y "a todos los calandinos" la sangre aragonesa de la entonces princesa. En su respuesta a este vecino, también vía postal, la doña Letizia agradeció la información sobre el árbol genealógico de su abuelo materno "que efectivamente procede de Calanda", escribió.

Pero el árbol genealógico de la Reina va más allá y desvela que los Rocasolano se asentaron en Calanda en torno a 1770 y que allí nacieron tres generaciones de la familia. Según las investigaciones que se han hecho sobre los antepasados de doña Letizia, el apellido lo trajo a Aragón un emigrante francés llamado Pantaleón Roquesoulane. Su hijo mantuvo el apellido original, pero al nacer su nieto Fidel en 1813, el nombre se castellanizó y se convirtió en Rocasolano.

El alcalde de la localidad opina que esta conexión con la Reina "no deja de ser una cosa más para que suene el nombre de Calanda", municipio célebre en España por Buñuel y, por supuesto, por sus tambores y melocotones. "A la gente del pueblo le gusta saber que el árbol genealógico de la actual Reina de España pasa por Calanda, y sobre todo a la gente mayor". Pilar Pons, es la prueba. Llora por teléfono al releer la carta de doña Letizia y además cuenta orgullosa que una vez tuvo la ocasión y la osadía de cantar una jota a los actuales monarcas.

Etiquetas
Comentarios