Despliega el menú
Teruel
Suscríbete

MÚSICA

Un, dos, tres: ¡un pasito adelante vaquilleros!

Durante todo este fin de semana, la música invadió las calles y plazas de la capital. Las charangas y orquesta animaron a todos los turolenses a saltar y poner en práctica sus mejores pasos de baile para la ocasión. Nadie quiso perderse la música callejera más divertida en Teruel.

Una Vaquilla sin charangas no es una Vaquilla. Ellas, durante estas fiestas, son las que animan el ambiente en las calles, hacen que los turolenses se muestren más participativos y que la marcha no decaiga durante los tres días que duran los festejos.En la tarde del domingo, son pocas las peñas y charangas que tienen la suerte de acceder a la plaza de toros para asistir a la tradicional merienda. El resto se ocupan de organizar sus propios actos alternativos por las calles de la ciudad, cerca de las sedes de las peñas.

Este año peñas como 'Nos An Soltao', 'El chasco', 'Los que faltaban' o 'El campanico' estuvieron presentes en el coso de la ciudad.

La mezcla de ritmos y partituras hacían difícil identificar las canciones que en cuestión estaban tocando los músicos. Más si unimos todas las melodías de las peñas. Sin embargo, aquel que tuviera oído fino pudo distinguir, con algún que otro esfuerzo, piezas del artista brasileño Carlinhos Brown, como la famosísima 'María Caipirinha', los tradicionales pasodobles de 'España Cañí', o 'Viva el pasodoble' y popurrís muy conocidos de canciones como 'El venao', 'La barbacoa', 'El tractor amarillo' o 'Levantando las manos'. Sin embargo, y con motivo de la final de fútbol jugada ayer entre España y Holanda, también sonaron las tradicionales '¡Que viva España!', 'A por ellos oé' y el imprescindible 'Himno Nacional'. Con melodías como estas, los turolenses no dejaron de mover el esqueleto ni un segundo. Únicamente para descansar unos minutos y refrescarse con un trago. El calor apretaba y el sol no daba tregua.

Antes de entrar a la plaza de toros, la charanga de la peña 'El Ajo', hizo un pequeño descanso y los más bailones se sentaron en el suelo. Sin embargo, los músicos no dejaron de tocar ni un solo momento.

La peña 'El Trago' salió antes de que finalizara la Merienda en la plaza y siguió su camino por el viaducto nuevo. Su charanga 'La nueva mafia' era de las más seguidas por los vaquilleros.

Este grupo lleva tocando desde hace 10 años para la misma peña, y sus socios están muy contentos con ella. A pesar de que hacen un alto en el camino para tomar el 'remojo', 'El Trago' lleva consigo durante todo el recorrido por las calles de Teruel, un toro relleno de vino. Este año La Vaquilla se ha juntado con el Mundial de fútbol. "Hemos vestido al toro con el uniforme de la Selección", cuenta Pilar, una de las socias de esta peña.

Por su parte, la peña 'Los Sordos' dió un descanso a su charanga hasta las 22.00 de la noche.

Sentados en una pequeña terraza, en el casco histórico de la ciudad, muchos de sus peñistas esperan a que empiece el partido de fútbol y después el espectáculo de sus orquestas: 'Los inhumanos' y 'La petanca'. "Los inhumanos van con retraso", afirma Miguel, uno de los miembros de la directiva de 'Los Sordos'. "No sabemos el motivo de su tardanza", añade.

El trabajo que tiene una charanga a lo largo de los tres días que duranlas fiestas es abundante. Durante todo el día tocan música y continúan con su labor hasta las cuatro de la madrugada.

Los vaquilleros no los abandonaron y los más curtidos en las fiestas han desarrollado un paso especial para seguir el ritmo de la charanga. Este movimiento es conocido como 'el paso del vaquillero' . Consiste en arrastrar los pies a la vez que se intenta llevar con gracia el ritmo de la música. Y tiene su razón de ser porque permite a los más bailones dar vueltas y saltos sin cansarse.

Etiquetas