Despliega el menú
Teruel

TERUEL

Los operarios fallecidos en Alcañiz no llevaban equipos de trabajo para espacios confinados

Los operarios fallecidos en Alcañiz (Teruel) mientras trabajaban en el interior de una alcantarilla no llevaban los equipos de trabajo necesarios para espacios confinados, es decir, equipos de respiración autónoma o sensores de presencia de gases o de niveles bajos de oxígeno.

Así lo ha confirmado el secretario de Salud Laboral de la Federación del Metal, Construcción y Afines de UGT, José de la Morena, quien ha precisado que aún se desconoce si los trabajadores disponían de estos equipos pero no los llevaban o si la propia empresa no se los había proporcionado.

El suceso se produjo ayer en la carretera N-232, en el punto kilométrico 136, término municipal de Alcañiz, donde los dos operarios, pertenecientes a la empresa EHISA Construcciones y Obras, realizaban un trabajo en el interior de un pozo de saneamiento.

Los cuerpos de C.C.A. y E.O.B.U, de 61 y 28 años, se encontraron en torno a las 23,00 horas de ayer, uno sobre otro, en el propio cauce del agua de la alcantarilla, según De la Morena.

Ahora se abrirá una investigación por parte de la autoridad competente, el Departamento de Trabajo del Gobierno de Aragón, para delimitar las causas del accidente, que podría deberse a falta de oxígeno o a la presencia de gases, ya que los agentes de la Guardia Civil que efectuaron el rescate de los cadáveres detectaron "olor a gas" cuando entraron en la alcantarilla, ha dicho José de la Morena.

Posiblemente se había producido un incidente con una tubería o se había producido una "mala combustión de residuos", ha añadido el responsable sindical.

El sindicato aún no ha podido contactar con la empresa a la que pertenecían los operarios.

José de la Morena ha explicado que este tipo de muertes, "silenciosas y blandas", se producen porque "no hay una sensación de riesgo real" y son, por tanto, relativamente frecuentes en bodegas, piscifactorías, estantes o pozos.

Por ello, ha pedido a trabajadores y empresarios que "extremen las precauciones" y asuman que es necesario usar los dispositivos de seguridad para evitar que siga subiendo la mortalidad laboral.

Ésta se ha incrementado en Teruel con relación al año pasado un 133 por ciento, según sus datos, y ya son casi una treintena los muertos por accidente laboral en Aragón en lo que va de año.

Etiquetas